24 de agosto del 2016 °C

InOutlet Premium Lurín ¿Vale la pena?

La semana pasada fui a conocer -por fin- el primer centro comercial outlet premium de Perú. Como saben, algunas grandes ciudades cuentan con este tipo de centros comerciales, grandes sitios donde encuentras buenas ofertas y de los que es casi imposible salir con las manos vacías.

InOutlet Premium Lurín ¿Vale la pena?

El respeto a la dignidad y autoestima de quienes se quedan sin trabajo es vital por ellos y su marca personal.

En mercados tan cambiantes y competitivos como los de hoy, las organizaciones muchas veces deben tomar decisiones difíciles, las que incluso pueden implicar dejar partir a colaboradores valiosos. Sea que es por un cambio de perfiles, por una necesidad de balancear costos, de cambiar estructuras o por los muy comunes temas “políticos” entre ejecutivos, estas situaciones se presentan tanto en momentos de crecimiento como en entornos recesivos. Y contrariamente a los que mucho piensan, a veces en épocas de crecimiento hay incluso...

El respeto a la dignidad y autoestima de quienes se quedan sin trabajo es vital por ellos y su marca personal.

“Trabajar con el arte es trabajar para abrir las ideas”

Las calles fueron el mejor museo que Da Cruz encontró a los 12 años, cuando empezó a pintar grafitis sobre los problemas sociales que veía en su barrio de París. El hip hop fue su puerta hacia la cultura y su talento con el aerosol lo llevó a viajar por Latinoamérica, Europa, África y Medio Oriente. “Ahora estoy en el Perú para una exposición sobre la tolerancia a la comunidad LGBT”, cuenta mientras guarda la última lata de pintura en spray.

“Trabajar con el arte es trabajar para abrir las ideas”

“Los artistas tenemos que reinventarnos”

Un presidente, un ministro o un alcalde. Carlos Álvarez puede ser el político que quiera sin tener que preocuparse de los índices de aprobación. Este jueves, el imitador saltará a la pantalla grande como parte de “Hasta que la suegra nos separe”. “No tengo un papel protagónico, pero sí mayor participación respecto a lo que hice antes”, nos adelanta.

“Los artistas tenemos que reinventarnos”

“No tenemos conciencia de nuestra historia”

En un principio le interesó estudiar Historia del Perú en San Marcos, donde fue un alumno reaccionario al entonces compromiso intelectual y a las izquierdas. No fue hasta que llegó a “Caretas”, en 1980, que publicó sus mejores piezas escritas y descubrió su vocación: las hemerotecas. A pesar de rechazar todo afán por el vértigo periodístico, sus trabajos son materiales rigurosos e imprescindibles para el periodismo de investigación. Pocos periodistas como Luis Jochamowitz llegan a ser autores de culto o, menos aun, prefieren negarlo.

“No tenemos conciencia de nuestra historia”

“Disfruto dar giros con mi auto a más de 100 km por hora”

Sobre una tabla de snowboard, a bordo de una moto acuática, en una carrera de motocross o conduciendo en un rally: todas son situaciones en las que se puede encontrar a Ken Block. El piloto estadounidense frenó un poco su agenda de viajes para responder el cuestionario que le enviamos. “Tengo muchas ganas de ir a Sudamérica a fin de año para el Campeonato Mundial de Rally FIA y espero conocer a algunos fans peruanos”, adelantó.

“Disfruto dar giros con mi auto a más  de 100 km por hora”

Pianista Zhang Zuo en recital

Luego de celebrar por todo lo alto su 109 aniversario de fundación, la Sociedad Filarmónica de Lima continúa con su Temporada de Abono 2016 y presenta por primera vez en nuestro país a la pianista china Zhang Zuo, que ofrecerá un recital el viernes 2 de setiembre las 7:45 p.m. en el Auditorio Santa Úrsula. Zhang Zuo (“Zee Zee”) es una de las más destacadas y apasionadas pianistas jóvenes de la actualidad. Poseedora de una deslumbrante destreza técnica y estilo espontáneo, Zee Zee ha sido descrita por Gramophone como una intérprete “llena de entusiasmo y glamour, que irradia el vigor de su juventud”. Sus interpretaciones y habilidades comunicativas han sido elogiadas por la crítica musical mundial.

Pianista Zhang Zuo en recital

Acronecrosis, la complicación que deja sin manos y sin piernas

Cuando en julio del 2015 el niño Zion Harvey, de ocho años de edad, recibió el primer trasplante bilateral de mano, una cosa me llamó la atención: además de faltarle las manos, también le faltaban los pies. Leyendo su historia me enteré que a los dos años de edad, Zion sufrió una grave septicemia, la cual, además de hacerle perder sus riñones –su madre tuvo que donarle uno tiempo después- hizo que pierda sus dos manos y sus dos piernas. En ese momento revisé lo que era la acronecrosis, una dramática complicación de la septicemia que salió a la luz pública en el Perú la semana pasada, a raíz del caso de Shirley Meléndez, una joven mujer que también perdió sus manos y pies como consecuencia de una septicemia. (Infografía: Raúl Rodríguez)

Acronecrosis, la complicación que deja sin manos y sin piernas