02 de marzo del 2015 23 °C

Are you talking to me?

No sabía que mi último post iba a ser profético. Empecé lo que ahora está registrado en mi memoria como “El mejor año nuevo de mi vida”, rodeada de mis personas favoritas: mis mejores amigos, que vinieron de lejos con el único motivo de pasarla juntos, y mi familia. A pesar de no afectar el grado de alegría de la llegada del 2015, había un globo de helio desinflándose dentro de mi interior. Y aunque la historia de ese, ahora inexistente, globo había comenzado un mes atrás, la verdad es que ya llevaba un par de años. Y dice... Seguir leyendo...

Relaciones imaginarias

Casi es navidad y dicen que es tiempo de compartir; así que aquí va una cachetada festiva para todos aquellos quienes alguna vez nos hemos inventado una relación. ¿Qué es una relación imaginaria? Se preguntarán. Fácil. Es una relación que uno inventa. Y no estoy hablando del caso extremo de inventarnos un romance con nuestro chico invisible, sino ese clásico error en el que caemos al achacarle a un pata de carne y hueso una relación que no tenemos con él (y sabemos que no tenemos, pero siempre es más fácil hacernos los... Seguir leyendo...

He vuelto

Aquí estoy, de vuelta en el teclado. Como siempre, empiezo con las confesiones. Estoy excitada y nerviosa, como si me estuviera arreglando para la segunda cita con alguien que en realidad me gusta.Extrañaba este ritual. Ponerme los audífonos, buscar el playlist preciso, acomodarme y empezar a escribir.  Me doy cuenta de lo mucho que he extrañado estas sesiones frente a la pantalla, y el cariño que le tengo a “busco novio”; quizás porque ha entrado al ranking las relaciones de amor más largas que he tenido en mi vida, o por lo... Seguir leyendo...

Corre, Ali, Corre

Tengo que admitir que he dejado de creer que en el amor unas tres veces en toda mi vida. Pero, siempre terca y optimista, después de un tiempo, he vuelto a las andadas y volvía a conocer al “siguiente capítulo” de la novela –a veces bonita, otras de terror- en que admito he convertido algunos periodos de mi vida. Pero si alguna vez me he caído de cara en una pista con caca de elefante, de la ultima pensé que no sobrevivía. Pero lo hice. ¿Quieren saber cómo? Seguir leyendo...

Los cuarenta son los nuevos treintainueve

Cumplí cuarenta en junio. ¿Suena fuerte?, ¿suena a C-U-A-R-E-N-T-A?, o peor aún a algo como: “¿qué has hecho con tu vida mamita que tienes cuarenta y estas sola como un perro?” Abrí los ojos como todos los días. Eso si, un poco resaqueada por la espontanea fiesta que a mi amiga Carla se le dio por organizar. Sin embargo, todo parecía estar igual. No solo parecía, estaba igual. A lo Monterroso: cuando me desperté, yo misma seguía ahí. Seguir leyendo...