28 de mayo del 2016 °C
Administra tu carrera y tu marca personal

El poder de la ambición

El poder de la ambición

  Disfruto mucho trabajar con personas ambiciosas. Saben lo que quieren, tienen sus metas claras y se exigen para conseguirlas. Aceptan los retos y los disfrutan: saben que son elementos necesarios para avanzar y aprender. Las personas ambiciosas toman su destino en sus manos y no se sientan a esperar que alguien más se los dé servido. Tienen fuerza de voluntad y determinación. Saben a dónde van y lo que tienen que hacer para llegar. Son capaces de transformarse y crearse a la medida de sus sueños y ambiciones, siempre atentas a las... Seguir leyendo...

8 ideas para mejorar la empleabilidad

8 ideas para mejorar la empleabilidad

  1.No existe trabajo seguro. Ninguna organización puede garantizar su propia continuidad y menos asegurar la nuestra. Por ello, nunca está de más volver a recordar que todos los trabajos son temporales, que pueden durar 36 años o 3 meses, pero que igual siempre se terminan. Duran mientras convengan a ambas partes por igual, – casi como las relaciones de pareja…. 2.No nos pagan por ir a trabajar sino por agregar valor. Ese valor debe ser idealmente lo más cuantificable posible. Y para medirlo es bueno preguntarse: eso que... Seguir leyendo...

¿Generosidad en el Trabajo?

¿Generosidad en el Trabajo?

Suena extraño, ¿cierto? Y es que si bien la generosidad es quizá una de las virtudes más valiosas que podamos tener, es quizá también una de las virtudes menos valoradas o celebradas en el mundo del trabajo. La generosidad refleja nuestra nobleza, la esencia de nuestra naturaleza y calidad humana. La generosidad – o la falta de ella – expresa también nuestro nivel de evolución espiritual y sobretodo, la fuerza de nuestro carácter ¿Quizá por eso las personas débiles, inseguras o envidiosas rara vez son generosas? Pero es... Seguir leyendo...

Razones por las que te perdería la confianza

Si alardeas de tus vivezas creyendo que la moral es sólo para algunos o que la ética es para los “quedados” sin darte cuenta que en el Perú algunas cosas han evolucionado para bien, yo, en el acto te perdería la confianza. Si falseas la información, “estiras” la verdad, o peor aún, la escondes, sobretodo si ésta es relevante para tomar decisiones o evaluar situaciones importantes, – de hecho, te perdería toda la confianza que alguna vez te pude tener. Si te callas algo importante que debiste compartir (y no acepto la... Seguir leyendo...