Por un millón de años la Tierra fue cubierta de niebla tóxica

Hace 2.400 millones de años la Tierra estaba cubierta por una densa niebla de metano, según investigación de la NASA

Por un millón de años la Tierra fue cubierta de niebla tóxica

Hace 2.400 millones de años la Tierra lucía como Titán, un satélite de Saturno. (Foto: NASA)

Fue gracias a un gran proceso de oxidación que los animales y las plantas aparecieron sobre la Tierra. Ello fue producto de un drástico cambio en nuestro planeta, uno que sucedió hace 2.400 millones de años, cuando aún estaba expuesto a una tóxica niebla de metano y que es conocido como la "Gran Oxidación".

Este lunes, científicos de la NASA publicaron una investigación en Proceedings of the Academy Sciences (PNAS) sobre este cambio en la Tierra. "La transformación de la atmósfera tóxica de la Tierra a una composición más acogedora, rica en oxígeno, ocurrió en un instante, en la escala geológica", señaló en un comunicado James Farquhar, investigador en la Universidad de Maryland y coautor del estudio.

La Tierra no siempre fue el planeta azul del Sistema Solar, sino que durante un millón de años se vio de color marrón gracias al metano en la atmósfera. "Por fin hemos completado el proceso por el cual esta niebla de metano favoreció que esto ocurriera", dijo el experto sobre la Gran Oxidación.

Para llegar a estas conclusiones sobre la Gran Oxidación y sus momentos previos, los científicos debieron averiguar los detalles del registro químico de la atmósfera del Eón Arcaico, la etapa geológica que empezó hace 4.000 millones de años y terminó a los 2.400. El clima era como el que tiene Titán, uno de los satélites de Saturno.

El metano del que se habla en esta investigación fue producido por las bacterias que en aquellos años recién se abrían paso en la Tierra. "Los altos niveles de metano significan que mayores cantidades de hidrógeno, el principal gas que evita la acumulación de oxígeno, pudo escapar al espacio exterior, allanando el camino para la Gran Oxidación", señala Aubrey Zerkle, quien es coautora de la investigación y miembro de la Universidad de Saint Andrews, en el Reino Unido.

Los autores del estudio son científicos de la Universidad de Saint  Andrews (Reino Unido), del laboratorio de Propulsión a Chorro de la NASA (Estados Unidos) y de la Universidad de Leeds, entre otros. Ellos señalan que esta investigación no solo ayuda a entender la historia de la Tierra, sino que también los procesos biológicos en otros planetas.

 


Tags relacionados

Tierra

NASA