Edición impresa

  • Imprimir página
  • E-mail
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
  • Favoritos
  • Mr. Wong
  • Delicious
  • Menéame
  • Google

ES ACUSADA POR UN ASESINATO COMETIDO EN ARGENTINA EN EL 2002

Nancy Solier tendrá que probar ante la justicia que es inocente

Titular del Juzgado Penal de Lima 23 ordenó ayer su libertad restringida. Abogado cree que medida es injusta por contundencia de pruebas mostradas

Por Alberto Villar Campos / Roxabel Ramón

Nuevamente, la sorpresa se apoderó de Nancy Jéssica Solier Gonzales, la joven madre de 28 años que el jueves pasado fue detenida por agentes de la Interpol muy cerca de su hogar, en Carapongo, Huachipa, tras ser requerida por la justicia argentina por presuntamente haber cometido un asesinato en agosto del 2002.

Ayer por la tarde, la titular del Juzgado Penal de Lima 23, Anita Luz Julca Vargas, varió de forma abrupta el mandato de detención por comparecencia restringida a Solier, quien dejó el juzgado alrededor de las 5 p.m. en compañía de sus familiares. Lucía visiblemente extenuada, pero agradecida luego de recuperar, finalmente, su libertad.

A decir de su abogado, Carlos Cárdenas --quien la noche del jueves presentó una demanda de hábeas corpus ante el Juzgado Penal de Lima 28, encabezado por Sonia Salvador Ludeña--, el dictamen de ayer no hizo justicia a su defendida, quien, de acuerdo con información de la Dirección de Migraciones de la Policía Nacional, nunca ha salido del país e incluso carece de pasaporte.

"Esto ha sido un abuso de autoridad por parte de la Interpol, que la detuvo sin presentar las pruebas del caso, tan solo con una foto suya", sostuvo el letrado.

Cárdenas criticó, además, que el recurso de hábeas corpus de Solier no haya sido resuelto de forma rápida, lo que vulnera su libertad como ciudadana.

MEDIDA ES UN AVANCE
Para el abogado penalista Julio Rodríguez, la libertad restringida otorgada por la jueza Julca cautela los fines del proceso. "Esta orden de captura internacional llega de otro país por un delito serio. La jueza ha tomado esta decisión para verificar, de la mejor manera, toda la información que le ha sido y será suministrada, porque hasta el momento el expediente no debe tener todo lo que ella necesita para culminar el proceso", explicó el letrado.

Rodríguez sostuvo también que, debido a la burocracia de las entidades responsables para brindar la información que permita exculpar a la señora Solier Gonzales, el proceso podría extenderse por varias semanas.

Por su parte, el abogado constitucionalista Raúl Ferrero señaló que, tras la decisión de la jueza Julca, Nancy Solier Gonzales deberá demostrar, como todo ciudadano, su inocencia ante un hecho que se le imputa.

La titular del Juzgado Penal de Lima 23 sostuvo que, hasta que culminen las investigaciones del caso (no precisó tiempos), Solier tendrá impedimento de salida del país, no podrá variar de domicilio y deberá acudir a dicha sala semanalmente para demostrar que sigue en el Perú.

ESTÁ EMBARAZADA
Procedentes de Carapongo, al menos unas veinte personas, entre familiares, vecinos y amigos de Solier, llegaron desde tempranas horas de ayer a la sede de la División de Requisitorias de la PNP para protestar por lo que consideraron una injusta detención.

Al mediodía, y bajo estrictas medidas de seguridad, Solier fue trasladada al hospital Arzobispo Loayza para confirmar lo que un examen casero de embarazo, cólicos y náuseas habían asegurado por la mañana: la joven madre de dos menores tiene dos semanas de gestación.

"Lo único que quiero es ver a mis niños, los extraño y en estos días solo he pensado en ellos", comentó Solier cuando aún se encontraba en una de las oficinas de Requisitorias e ignoraba que estaba encinta.

Tras su liberación, la joven agricultora agradeció el apoyo de sus conocidos y dijo confiar nuevamente en la justicia, pese a no poder ocultar su desazón por los cinco días que pasó encerrada.

"No conozco ningún lugar fuera de Lima. Nunca he salido del país. No entiendo por qué fui incluida en algo que nunca sería capaz de hacer", finalizó.

Hábeas corpus debió ser aceptado
Para el constitucionalista Raúl Ferrero, el recurso de hábeas corpus presentado el jueves pasado por la defensa de Nancy Jéssica Solier Gonzales debió haber sido resuelto en el menor tiempo posible.

"El hábeas corpus es una acción que cautela el derecho a la libertad de cualquier persona y que puede ser presentado por el ciudadano perjudicado o cualquier otro en favor de él", explicó el letrado.

Ferrero criticó la falta de respuesta por parte del Juzgado Penal de Lima 28, que hasta ayer no había resuelto la demanda interpuesta por la defensa de la joven madre de 28 años.

"Es, por antonomasia, uno de los recursos que debe obtener más rápida respuesta por parte de la justicia en el país", opinó.

Pese a ello, el experto en leyes consideró como un paso positivo la variación de detención por comparecencia restringida dictada ayer por la jueza Anita Luz Julca Vargas, encargada del proceso de extradición.

"Se trata, sin duda, de un proceso bastante confuso, y lo que ha hecho la jueza es tratar de investigar protegiendo los derechos de la inculpada", concluyó Ferrero.

  • Imprimir página
  • E-mail
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
  • Favoritos
  • Mr. Wong
  • Delicious
  • Menéame
  • Google