Edición impresa

  • Imprimir página
  • E-mail
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
  • Favoritos
  • Mr. Wong
  • Delicious
  • Menéame
  • Google
  • Facebook

Once canciones de inocencia

Por Raúl Cachay A.

El devenir creativo de Francisco Chirinos ha desandado una senda que parece bendecida por un hado importado de los sagrados confines del Delta del Mississippi. Estudioso más que simple cultor del blues, de la música country y del folclor tradicional de Norteamérica primero, luego cuidadoso explorador de las formas más contemporáneas de la fusión entre esos géneros, el rock y cualquier otra forma expresiva que se pueda introducir en ese inmenso cajón de sastre musical llamado "Americana". Pero ya era tiempo de que Chirinos se animara a refrendar una producción de composiciones propias. Para quienes venimos siguiéndolo con creciente entusiasmo desde sus primeras grabaciones de 'covers' y poemas musicalizados de William Blake, este era el siguiente peldaño, quizás el más importante de una carrera artística que, pensándolo bien, recién está empezando. Sucede que este disco nos ofrece un Francisco Chirinos particularmente iluminado, que se revela en cada corte como un apasionado de figuras señeras como Gram Parsons o el inevitable Dylan, pero que al mismo tiempo no deja de transmitir la personalísima búsqueda de un creador en estado de gracia que conoce cada vez mejor su propia voz. Manuel Bocanegra y Edwin Perales son sus muy competentes acompañantes, pero este show introspectivo y entrañable le pertenece todo a Chirinos. No se pierdan la presentación de "Dance" este miércoles a las 11 p.m. en La Noche de Barranco. Será una celebración para todos.
DANCE
AUTOR. Francisco Chirinos
SELLO. Independiente
NACIONALIDAD. Peruana

El skater iluminado
En "12 nuevas patologías", su brillante disco del 2005, esta caterva de skaters ultrarreflexivos se hacía una pregunta mentirosa: ¿Qué sería de los Clash sin Buenos Aires? Después de escuchar este contundente manifiesto de afecto por el rock cuando el paso del tiempo apremia, valdría la pena reformularla de la siguiente manera: ¿Qué sería del rock independiente porteño sin Massacre? Con varios lustros de trayectoria, la banda liderada por el adiposo y mesiánico Walas sigue sumándole puntos a su credibilidad: transitando entre el fragor post hardcore y el arrobo casi 'progre' de sus momentos más introspectivos, este 'Mamut' tiene muy poco de dinosaurio. Pasa el tiempo, pero Massacre suena siempre pertinente, actual. [RCA]

Dos son suficientes
La tradición es larga, y comprende propuestas tan disímiles como las de Sonny & Cher, Ike & Tina, Linda y Richard Thompson y los Moldy Peaches. Como todos los dúos mencionados, Kori Gardner y Jason Hammel son por ahora una pareja, y las satisfacciones y tribulaciones que forman parte de la cotidaneidad de dos personas que se quieren se manifiesta en todos los cortes del último disco de este agridulce tándem de perseguidores de melodías. "Re-arrange Us" ofrece un trasfondo de atmósferas y emociones que trasciende ampliamente la sencillez aparente de su propuesta. Llámenlo perfección pop: si no lo han hecho ya, los Mates of State están muy cerca de encontrar la fórmula. [RCA]

  • Imprimir página
  • E-mail
  • Aumentar texto
  • Disminuir texto
  • Favoritos
  • Mr. Wong
  • Delicious
  • Menéame
  • Google
  • Facebook