Tips e ideas para gozar de una parrillada sin engordar en el intento

Esta comida no tiene por qué atentar contra tu figura. Aprende a disfrutarla sin posteriores arrepentimientos

Tips e ideas para gozar de una parrillada sin engordar en el intento

Nada como una parrillada para acompañar las tardes o noches de verano, junto a los amigos o la familia. Esta no solo puede ser una actividad sumamente divertida, también puede ser una comida tan saludable como baja en calorías. Sin embargo, para que no atente con tu dieta o tu misión de bajar de peso, aquí algunos consejos e ideas que te serán sumamente útiles.

1. ELIGE BIEN
Alimentos como los chorizos y las morcillas tienen entre 350 y 550 calorías cada uno. El hot dog, al ser una carne procesada, también es bastante calórico. Mejor, opta por un delicioso corte de carne de res o pollo (retira el pellejo si es que lo tiene) o haz anticuchos. También puedes preparar un pescado a la parrilla. Variedades como el salmón o la chita quedan más que exquisitos.

Si de plano no puedes concebir una parrilla en la que no haya chorizos o morcillas, mejor opta por las variedades cocktail y consiéntete solo con uno o dos, máximo.

2. OLVÍDATE DEL PAN
No tienes por qué acompañar el chorizo (si de todas formas decidiste comerlo) o la hamburguesa con un pan francés que te aportará unas 300 calorías.

Si deseas variedad puedes preparar brochetas. Deja volar tu imaginación. Las más tradicionales llevan trozos de pollo, pimiento y cebolla. Sin embargo, puedes añadirles piña, champiñones, entre otros múltiples ingredientes.

3. VEGETALES A LA PARRILLA
No solo las carnes saben bien a la parrilla, existen vegetales que quedan realmente perfectos. Prueba cocinando espárragos, alcachofas, champiñones y hasta cebollas.

Puedes ponerlos directamente en la parrilla o sobre papel platina (haz una especie de pocillo y ponlos allí). Prueba condimentándolos con sal (la mejor opción es la sal gruesa, como la de Maras), orégano y pimienta. También puedes agregarles ajo y unas gotitas de aceite de oliva.

Otra maravilla parrillera son sin duda los champiñones con queso mozzarella, el cual queda gratinado y delicioso. Para ello no cortes en rodajas los champiñones, déjalos enteros. Si puedes comprar portobellos, mejor, te quedarán como para chuparse los dedos.

4. A LA PAPA DILE NO
Las papas y el choclo resultan sumamente calóricos. Evítalos. Mejor come la carne con una enorme porción de ensalada, tan rica como refrescante y en la cual puedes usar tu creatividad al mezclar los vegetales que más te gusten.

Ten cuidado también con los aliños y salsas. Nadie dice que no puedes comer un poco de ají de la casa o que te des un gusto con un poquito de chimichurri, pero no exageres. Además, no acompañes tu ensalada con un kilo de mayonesa, opta por aderezos como una ligera salsa de yogurt, un aliño con limón, sal y pimienta o una muy ligera ‘honey mustard’ (mira la receta aquí).

Tags relacionados

Parrillada