Tabla de picar: Segunda oportunidad

Con miras a la reconstrucción, productores del valle del río Chillón miran un futuro que contempla cultivos más saludables

Tabla de picar: Segunda oportunidad

En los valles costeros miran con esperanza la reconstrucción. (Foto: Archivo El Comercio)

En situaciones de crisis, ayuda mucho escuchar. Lo hicimos esta semana, con productores de valles cercanos, como Gicela Igreda, la pequeña ganadera que vende sus lácteos La Cabrita en las bioferias orgánicas de Lima. Ella, que integra la Alianza Agroecológica del Valle del Río Chillón, nos cuenta que por los desbordes muchos ganaderos optaron por subir los cerros camino a la sierra, en busca de pampas verdes –que ahora abundan– para su ganado. Se han vuelto nómades, retomando una costumbre ancestral. La productora orgánica también cuenta que ha regresado el ayni al gran valle: a través del trabajo comunal, los agricultores recuperan ellos mismos los canales de riego. 

La naturaleza los ha golpeado mucho, pero entre tanta mala noticia es motivador encontrar personas como ella, que en medio del desastre sabe identificar una oportunidad: en este valle ahora arrasado y donde la mayoría de campesinos ha priorizado prácticas agrícolas poco saludables, la recuperación de campos y cultivos se podría enfocar hacia la producción 100% orgánica. 

Un estudio realizado en diciembre pasado identificó que los agricultores de la zona están animados para aplicar en sus chacras prácticas saludables. Si es así, entonces es momento de rectificar el camino. Pareciera que la naturaleza nos brinda una segunda oportunidad. No la desperdiciemos.


Tags relacionados

Tabla de picar