23 de septiembre del 2014 16 °C

Michel Maza, el ex cantante de La Charanga Habanera involucrado en drogas y secuestro

De cantar en el grupo cubano, ‘El menor de la salsa’ ha pasado a ser un adicto y fue detenido tras raptar a un taxista

Michel Maza, el ex cantante de La Charanga Habanera involucrado en drogas y secuestro

(Foto: Captura de YouTube / Video: América TV)

Michel Maza había pasado los últimos años en la misma esquina de la calle Huascarán, en La Victoria, donde se había vuelto amigo de todos y donde consumía su voz en el humo. Del “menor de la salsa”, como le decían, queda poco, o nada. El ex cantante de La Charanga Habanera cayó preso por un rosario de cargos: asalto, robo a mano armada, secuestro y posesión de drogas.

El hijo del músico Pepe Maza y de ‘La Musicalísima’ Beatriz Márquez es hoy un detenido, y un reo de su vicio, el mismo que en 1999 le valió la expulsión de la conocida orquesta cubana por faltar a sus presentaciones debido a su adicción. Un hombre que el último fin de semana ha caído en prisión.

La historia que cuenta Arturo Li, un taxista que habría tenido la mala suerte, suena convincente. Dice que estaba entre Isabel la Católica y Manco Cápac cuando Maza estiró el brazo y le pidió que lo llevara a la discoteca “Tumbao” de La Victoria, cerca de Polvos Azules, porque tenía una presentación. Así empezó una noche que quisiera haber no vivido.

Maza alquilo el servicio por horas. Llevó a Li a un tragamonedas del que salió con un amigo. Ambos le dijeron que vaya al mercado de La Victoria. Compraron drogas. El amigo de Maza se puso a fumar marihuana y Li le pidió que dejen de hacerlo. Todo se desató.

EL ASALTO
“Me puso el brazo en el cuello y con un revólver me apuntó en el cuello. Me dijo ‘no sabes con quién te has metido, él es Michel Maza, el cantante de La Charanga Habanera’. Me quitó la billetera, el celular y un reproductor. Cuando volteé, vi que Michel Maza estaba sacando 150 soles de mi trabajo”, relata el taxista.

Sin embargo, la noche no acabó ahí: el amigo de Maza lo obligó, a punta de pistola, a ir a otro punto a comprar droga con el dinero que el taxista había ganado trabajando. Fueron más de 12 horas de secuestro hasta que dejaron a Li y este denunció el caso.

Hoy Maza está detenido. Las imágenes de Frecuencia Latina dicen que cuando encaró a Li, le lanzó la frase de un inocente, o de un cínico: “Tú estás mal, sabes lo que hiciste, ¿por qué no dices la verdad? ¿Acaso yo te puse la pistola en la cabeza?”, reclama. O es culpable, o trata de aparentarlo.

Y es que su situación es grave: “América Noticias” informó que hace 15 años está de ilegal, y que por los cargos que se le han levantado, el show en el “Tumbao” pudo haber sido su último gran espectáculo, pues podría ir a la cárcel por 25 años.