24 de julio del 2014 15 °C

El primer tramo del túnel que pasará bajo el río Rímac estará listo a fin de año

Tras desviar el Río Hablador, el grupo brasileño OAS inicia excavaciones en el cauce original para hacer la pista de la Vía Parque Rímac

El primer tramo del túnel que pasará bajo el río Rímac estará listo a fin de año

En principio, el río ha sido desviado a lo largo de unos 800 metros para permitir los trabajos. Tan impresionante obra, la primera de este tipo que se ejecuta en el país, forma parte del proyecto Vía Parque Rímac.

LUIS SILVA NOLE

Luego de canalizar el río Rímac, maquinaria y personal de la constructora brasileña OAS están removiendo piedras y relleno a lo largo del cauce seco del Río Hablador, entre los puentes Santa Rosa y Trujillo. Allí se construye el primer tramo del túnel que pasará debajo del río, obra que acabará a fin de año, según los planes de la mencionada empresa y el contrato que esta firmó con la Municipalidad de Lima.

En principio, el río ha sido desviado a lo largo de unos 800 metros para permitir los trabajos. Tan impresionante obra, la primera de este tipo que se ejecuta en el país, forma parte del proyecto Vía Parque Rímac, que articulará 11 distritos –La Molina, Surco, San Borja, Ate, Santa Anita, San Luis, El Agustino, San Juan de Lurigancho, Rímac, Cercado de Lima y San Martín de Porres– , además de descongestionar la Vía de Evitamiento.

André Bianchi, gerente general de Proyecto Vía Parque Rímac, de Lamsac, la empresa que ganó la concesión de esta nueva arteria por 30 años y que tiene como accionista a OAS, explicó que, tras haber desviado el río, labor que comenzó en abril, se está empezando la excavación para el primer tramo del túnel, que a la postre tendrá casi 2 km de longitud, 27 m de ancho y tres carriles por sentido, y que servirá para ir y venir del Callao.

“Ya se han colocado 560 piezas de concreto entre los puentes Santa Rosa y Trujillo para que la zona soporte las excavaciones. Han sido fijadas con pernos y un proceso de anclaje. Se ha llegado hasta tres metros de profundidad en determinados puntos. En 40 días habremos llegado a los 12 metros”, detalló Bianchi.

“En diciembre debe terminarse la obra del primer tramo. Antes de que crezca el caudal del río volveremos a encauzarlo en su sitio original, sobre el tramo del túnel ya hecho, cuyo techo será impermeable. En el verano terminaremos algunos detalles del área subterránea y seguiremos con la producción de piezas de concreto en la UNI [Universidad Nacional de Ingeniería]”, dijo el funcionario brasileño.

TRES AÑOS DE OBRA
Explicó que tras el verano se repetirá el proceso en el tramo puente Trujillo-puente Ricardo Palma, pero no descartó que, dependiendo de las condiciones geológicas, las obras de ese segundo tramo del túnel se realicen hasta el puente Huánuco, zona en la que nacerá dicho túnel. “La idea es acabar el túnel y todo el proyecto Vía Parque Rímac en tres años. La inversión total es de 600 millones de dólares”, acotó.

Cabe recordar que el mismo Bianchi le dijo a El Comercio en diciembre pasado que en sus primeros tres años estaría ejecutado al 80% el proyecto total, que, en una extensión de 25 km, comprende varias obras viales.

De otro lado, Ernesto López, coordinador del concejo para el proyecto, informó que ya se ha reubicado en departamentos propios a 60 de las 1.200 familias residentes en la zona de obra. “El proceso continúa”, añadió.