31 de julio del 2014 16 °C

La 10 cosas que Kate Middleton no podrá hacer ahora que es princesa

A partir de hoy, la duquesa de Cambridge tendrá que seguir a una serie de normas para formar parte de la familia real

La 10 cosas que Kate Middleton no podrá hacer ahora que es princesa

Convertirse en princesa es algo con lo que sueñan muchas ciudadanas comunes como Kate Middleton, pero –después de todo- tendrá que someterse a una serie de normas que antes no seguía. Yahoo! ha publicado cuáles son las diez cosas que la bella duquesa de Cambridge no puede volver a hacer desde el momento en que dio el sí al Príncipe Guillermo. Todo sea por ser la Princesa Catalina:

1. Ya no es más Kate, ahora es “Princesa Catalina”. Ya no es una ciudadana cualquiera del Estado británico. Al ingresar al linaje Windsor, responde al título oficial de “Su Real Majestad Princesa de Guillermo de Gales”. También puede ser Catalina, para los hispanohablantes.

2. No puede emitir un voto en elecciones. Pese a que el tecnicismo dice que la familia real tiene derecho a sufragar, siempre se trata de mantener la neutralidad de la realeza en las cuestiones políticas y se “obliga” a que la monarquía se mantenga al margen.

3. No puede postular a cargos públicos. Por los motivos expuestos en el ítem anterior, está prohibida de tener un cargo de servicio público.

4. No puede jugar Monopolio. Años atrás, el príncipe Andrés calificó a este juego como un “Gran Capital” (juego oriundo del Reino Unido) a escala tercermundista y, además, por considerarlo un “pasatiempo que se convierte en un vicio” dijo que ningún miembro de la familia real debería jugarlo en casa.

5. No debe generar polémicas. Nada de hacer comentarios sobre actualidad política, nada de discrepancias con la iglesia anglicana, ni temas por el estilo.

6. No puede comer mariscos. La realeza no puede comer ningún tipo de marisco por el temor de que les produzca una mortal intoxicación.

7. Prohibido trabajar, solo ayudar al prójimo. Es ley real no ejercer ningún tipo de oficio ni carrera, sino solo dedicarse a la beneficencia y participación de actos oficiales.

8. No puede firmar algo “sin que sea oficial”. Kate no puede firmar autógrafos ni nada que no sea papeles oficiales, autorizados previamente por la Reina, porque existe la remota posibilidad de que se convierta en Reina –que oficia de consejera de estado y firma documentos gubernamentales y legislativos.

9. No puede escapar del escrutinio público. Estará por el resto de su vida expuesta a los comentarios del pueblo inglés, y del mundo. Cabe recordar que la monarquía es una de las grandes fuentes de entretenimiento para los ingleses.

10. No podrá terminar su cena. En la familia real británica, cuando la reina deja de comer, los comensales que la acompañan en la mesa también tienen que hacerlo, sin importar que no hayan terminado su plato.