Niña que protagoniza "Las malas intenciones" causa sensación en la Berlinale

Se llama Fátima Buntinx Torres, tiene 9 años, y es posible que el filme en el que actúa gane el Oso de Cristal

Niña que protagoniza "Las malas intenciones" causa sensación en la Berlinale

MILAGROS LEIVA
Enviada especial

Berlín. Fátima Buntinx Torres, la niña peruana de 9 años, ha dejado a todos subyugados con su actuación en “Las malas intenciones”. La película de Rosario García-Montero compite en la sección Generación y es posible que este fin de semana se lleve el Oso de Cristal. Buenas críticas ha recibido. Aplausos de pie en todas las proyecciones también.

“En la película me llamo Cayetana de los Heros, soy una niña solitaria, mis padres están divorciados y me siento sola, por eso creo mucho mi imaginación. Creo en los héroes”. Así me contesta Fátima Buntinx cuando le pido que describa a su personaje, la protagonista de la historia.

Dice que en la vida real ella también imagina cosas, sobre todo con sus peluches. Fátima le habla a sus peluches y a Berlín ha traído tres de sus preferidos: dos focas y una morsa. Antes de “Las malas intenciones”, Fátima había actuado en el nido. Su personaje fue el color morado.

¿Recuerdas el cásting para la película?
Sí, me dijeron que agarrara un sapo y le diera medicina. Que le cantara a una vaca. Me pedían que tratara a los peluches como si fueran personas. Luego me eligieron y estuve como dos meses filmando la película, fue muy divertido.

¿Ahora cómo te sientes?
Por un lado estoy feliz, por el otro estoy nerviosa, de la nada me dan nervios.

¿Cómo te ha ido en Berlín?
Me gusta, lo que más me gusta de Alemania es la Nutella, la he comido con panqueques y quequitos.

¿Y qué te pareció finalmente verte en la pantalla grande?
Me gustó mucho, me divirtió. Lo que pasaba realmente cuando pasaban la película es que escuchaba pura risa y puro llanto, la gente llora y se ríe. Eso me da más risa.

¡Eso quiere decir que la directora y tú han hecho bien su trabajo!
Creo que sí. Eso dicen. He firmado también muchos autógrafos, un bolso también. La gente me decía para tomarme fotos.

¿Despues de “Las malas intenciones” quieres dedicarte a la actuación?
Me gustaría, no estoy muy segura la verdad. Creo que en estos años seguiré buscando ser actriz.

¿Cuéntame de tu trabajo con la directora Rosario García-Montero?
Nos llevamos muy bien, es buena gente, muy chistosa. Jugamos juntas, la otra vez que había una cola inmensa para ver nuestra película me dijo de broma que era la cola para ir al baño. Le creí por un momento. Ella siempre hace bromas. Cuando veo la película siento nervios, me da risa. Recuerdo que cuando rodaba las escenas lo único que pensaba era: “Vamos Fátima, tienes que hacerlo bien porque si no lo haces no comerás más Nutella”, eso me decía por dentro.

¿Repetías mucho las escenas?
Algunas, creo que la más difícil es cuando estoy en mi cama y tengo que decir que odio a mi mamá. Esa fue la más difícil porque siempre me pedían que la dijera bien fuerte.

¿Y cómo es tu relación con tu mamá en la vida real?
Me llevo muy bien con ella, no me pasa nada como a Cayetana de los Heros. En la película ella es una niña muy solitaria, felizmente se lleva bien con su tía Jimena. Su mamá no la entiende mucho, pero poco a poco lo logrará.

¿Tienes hermanos?
Tengo dos.

¿Cuando nació tu hermano menor tenías muchos celos como tu personaje en la película?
Sí me molesté un montón, pero no tenía ganas de matarlo. Me dieron celos. Creo que todos los niños tienen celos, yo le llevo cuatro años a Santiago. Los celos son algo normal, lo que pasa es que no lo decimos. Cuando era bebe lo miraba mucho y ya no estuve tan molesta, comencé a quererlo porque era muy tierno. ¿Te has das cuenta que los hijos intermedios no tienen tanto celos porque nacen compartiendo? Igual tienes celos, pero no tanto.

¿Qué te han dicho tus hermanos ahora que viniste a Berlín?
Aura se da cuenta, Santiago es muy chiquito, no entiende mucho. Este año yo cumplo 10 años, él tendrá 6.

¿Y qué harás en Lima ahora que regresas?
Comprar mis útiles escolares, ya van a comenzar las clases y tengo que comprar varias cosas.

Cuando tus amigas te pregunten cómo te fue en el Festival de Berlín, ¿qué les dirás?
Les voy a contar que me divertí mucho, que Berlín es bonito, que viajar en avión es divertido aunque con la presión se te hinchan los pies. Les contaré que conocí la nieve. Mi problema es que no sé hablar mucho alemán, pero algo entendí.

¿Estoy frente a la estrella infantil de mi país?
Creo que sí, pero no sé si vaya a durar, mejor no me la creo, porque si pierdo será un problema. Que venga lo que venga.

¿Siempre has sido una niña tranquila?
No siempre, en mi caso correteo mucho a mi hermano, soy traviesa con mis hermanos.

¿Algún mensaje para los peruanos que saben que eres la protagonista de “Las malas intenciones” que compite en la Berlinale?
Quiero decir dos cositas: si pueden guardarme Nutella, perfecto, me gusta mucho. Segundo: ¡Bon Voyage!