29 de agosto del 2014 16 °C

Cinco preguntas y respuestas sobre el Año Nuevo Chino

Hoy se celebra el inicio del Año del Dragón con coloridas danzas en países orientales y de todo el mundo

Cinco preguntas y respuestas sobre el Año Nuevo Chino

DANIEL MEZA @daniel_mz
Redacción Online

1. ¿QUÉ ES EL AÑO NUEVO CHINO Y CÓMO SE CELEBRA?
Se trata de una de las fiestas más significativas –acaso la más importante- para el pueblo chino en todo el mundo y constituye el movimiento migratorio más importante del año. En China la llaman también la Fiesta de la Primavera. Así como la cultura occidental recibe el Año Nuevo el 1 de enero basados en el calendario gregoriano o solar, la comunidad china se rige por el calendario lunar, y para ellos, este 23 de enero comienza el año 4.710. La fecha es variable: se celebra en la segunda Luna Nueva (dato lunar) después del solsticio de invierno en el 21 o 22 de diciembre (dato solar). Este fenómeno se puede dar entre finales de enero y febrero.

2. ¿CUÁNDO SE ORIGINÓ EL CALENDARIO CHINO Y EN QUÉ CONSISTE?
En primer lugar, partamos desde conocer que los años y respectivos animales responden a la existencia de un horóscopo chino muy distinto al occidental. Hurgando en diversas versiones, el origen de este calendario se le atribuye al Emperador Amarillo, Huang Di, quien reinó, según la tradición, desde el 2698 al 2598 a. C. Una de las leyendas chinas indica que los animales del calendario del zodiaco son aquellos que respondieron una invitación de Buda para celebrar. Otro mito explica que, siendo la intención de estos animales la de formar parte del calendario, los dioses organizaron una carrera, la que finalizó con los resultados tal cual están organizados en dicho Zodiaco: Rata, Toro, Tigre, Liebre, Dragón, Serpiente, Caballo, Oveja, Mono, Gallo, Perro y Cerdo. En la astrología china, dentro del transcurso de un ciclo completo de 60 años, cada uno de los signos del horóscopo chino se combinan con los 5 elementos representados por los planetas más importantes: la Madera, asociada a Júpiter; el Fuego a Marte; la Tierra a Saturno; el Metal o el Oro a Venus y el Agua a Mercurio. Estos influirán en la personalidad de los hombres, según el año en que nazcan.

3. ¿CÓMO SE EXPLICA EL ORIGEN DE ESTAS CELEBRACIONES?
Como en toda cultura, la mitología intenta describir el origen de las coloridas festividades de esta fecha especial para los orientales. La más aceptada y transmitida de generación en generación es la leyenda del monstruo Nian. Dice la tradición que miles de años atrás, esta bestia cruel y feroz que vivía en las profundidades del mar aterraba a los pueblos chinos de la costa: se comía y destruía las cosechas y peor aun, devoraba humanos, siendo sus preferidos los niños. Un día, un anciano mendigo llegó uno de estos pueblos chinos subyugados por el monstruo, prometiendo que lo detendría. Nadie le creyó al forastero. El pueblo entero prefirió cargar con sus cosas y huir. Al regresar, todos se dieron con que el desconocido había logrado mantener la calma en el pueblo y el monstruo no volvió jamás. Nunca más volvieron a ver al salvador, pero hallaron una estela de color rojo en la puerta de una de las casas. Descubrieron que Nian temía al color rojo y otros colores muy fuertes.

4. ¿POR QUÉ ESTE SERÁ EL AÑO DEL DRAGÓN DE AGUA?
El Dragón solo es uno de los 12 animales que se ven representados en el calendario chino y a partir de hoy es su turno. Hoy, como cada 60 años, la criatura mitológica viene acompañada por el agua. Las predicciones sobre el año son auspiciosas para el matrimonio, los nacimientos, el éxito y las buenas consechas –coinciden astrólogos- pero también puede traer complicaciones: la presencia del agua significa desastres naturales ligados a este elemento como inundaciones o tsunamis. A estar alerta.

5. ¿APARTE DE LOS CHINOS, QUÉ OTROS PAÍSES LO CELEBRAN?
Otras naciones influenciadas la milenaria cultura china como las Coreas, Vietnam y Japón celebran hoy el Año del Dragón con con fuegos artificiales, banquetes y reuniones familiares. De Beijing a Bangkok y de Seúl a Singapur, la gente confía en tener mejor suerte en el nuevo año visitando templos o quemando incienso, prendiendo petardos y viendo en las calles cómo las comparsas bailan disfrazadas de la bestia Nian, usualmente representada por imágenes fantásticas de león o dragón. La abundancia del color rojo en estas festividades se explica, precisamente, con el mito narrado líneas arriba. La tradición china de decorar con rojo, prender fuegos artificiales de vivos colores , y danzar con ruidosos platillos es hecha, por tradición, para ahuyentar a la bestia. En el Perú, tanto como en distintos países de occidente, las comunidades chinas no dejan de festejar el tradicional Año Nuevo Chino.