01 de octubre del 2014 19 °C

Evo Morales recibió un avión presidencial de última generación

La nave, una Falcon 900EX de fabricación francesa, costó 38,7 millones de dólares

El presidente de Bolivia, Evo Morales, recibió el viernes con ofrendas a la “Pachamama”, un flamante avión Falcon 900EX de fabricación francesa que reemplazará a una vetusta nave presidencial que cumplió 35 años de servicio.

La nave, dotada de tecnología de última generación y que costó 38,7 millones de dólares, arribó en la noche del viernes al aeropuerto militar de la ciudad vecina de El Alto, donde pese a un intenso frío invernal se congregaron Morales y una gran comitiva, incluidos diplomáticos extranjeros.

“Es importante cambiar el instrumento de trabajo, esta aeronave no es de lujo”, dijo el mandatario, comparando el cambio de avión presidencial con su experiencia como agricultor, cuando dijo que fue cambiando de herramientas a medida que progresaba.

Morales bailó alrededor de una fogata en plena plataforma del aeropuerto, junto con ancianos indígenas aymaras, antes de abordar la nave a la que el ministro de la Presidencia, Oscar Coca, calificó como “una oficina que vuela”.

*LAS BONDADES DEL FALCON 900EX *
El ministro hizo una amplia explicación de las características del avión, en respuesta a críticas de la oposición conservadora a un gasto aparentemente muy elevado para la pequeña economía del país.

El avión, fabricado por la compañía francesa Dassault, tiene capacidad para hasta 15 personas y está equipado con sistemas sofisticados de aeronavegación y comunicación, que Morales dijo pretende utilizar para reuniones de trabajo en pleno vuelo.

Coca aseguró que el Falcon trimotor consumirá menos combustible que el antiguo avión presidencial Sabreline, de industria estadounidense y que registró varias fallas en servicio en los tres últimos años.

El ministro agregó que la nueva aeronave presidencial boliviana está certificada para operar tanto desde aeropuertos a gran altitud, como el de La Paz, como desde pequeños aeródromos rurales, lo cual consideró de gran importancia para un presidente como Morales que viaja casi a diario por todo el país.

AGRADECIDO
El mandatario agradeció a los gobiernos de Venezuela, Cuba, Brasil y Argentina que, según indicó, en los cuatro años pasados le prestaron varias veces aviones para sus viajes al extranjero.

“Somos una gran referencia y estamos obligados a viajar a eventos internacionales,” agregó el primer presidente indígena boliviano.