Defensoría recomienda declarar emergencia sanitaria nacional

Pronunciamiento de la Defensoría del Pueblo se da en medio del caso Carlos Moreno y los audios del ‘negociazo’

Defensoría recomienda declarar emergencia sanitaria nacional

Defensoría del Pueblo advierte de una crisis agravada en el sector Salud por la prestación de servicios por tercerización "sin reglas claras, falta de transparencia y ausencia de supervisión oportuna". (Foto: Archivo El Comercio)

La Defensoría del Pueblo emitió hoy un comunicado en el que señala que el sector Salud se encuentra en una crisis agravada por un modelo de prestación de servicios por tercerización “sin reglas claras, falta de transparencia y ausencia de supervisión oportuna”. El pronunciamiento se da en medio de la investigación fiscal por el caso Carlos Moreno y los audios del ‘negociazo’.

En su comunicado, la Defensoría advierte el grave déficit de infraestructura sanitaria y de equipamiento médico, así como la falta de medicamentos en los centros de salud.

En ese sentido, exhortó a las autoridades del sector disponer con carácter de urgencia un censo nacional sobre equipamiento de hospitales, ello con el fin de precisar las necesidades de mantenimiento o sustitución de equipos médicos, “pues en gran parte esta situación es la que propicia la tercerización”.

“Asimismo, la Defensoría recomienda que se declare la emergencia sanitaria a nivel nacional, para que en cumplimiento de las normas de contrataciones del Estado se adquieran, con la debida premura, los bienes y servicios necesarios para que la prestación de los servicios de salud se realice en forma adecuada y eficiente a favor de la población”, indica el comunicado.

Cabe recordar que el gobierno declaró hace unos días en reorganización el Seguro Integral de Salud (SIS). Ello tras el escándalo generado por el presunto negociado por el que es investigado Carlos Moreno, ex asesor del presidente Pedro Pablo Kuczynski (PPK) en temas de salud.

Previamente, el Ministerio de Salud declaró en septiembre la emergencia sanitaria por 90 días calendario en los establecimientos de salud de Lima Metropolitana. El fin es dar respuesta a una inadecuada gestión y desabastecimiento crítico de medicamentos y dispositivos médicos en la red sanitaria.

MÁS EN POLÍTICA: