Impiden a los privados invertir en el patrimonio arqueológico

Congreso derogó el jueves un decreto legislativo que promovía participación y gestión privada de monumentos del país

Impiden a los privados invertir en el patrimonio arqueológico

"Las huacas del Sol y de la Luna han perdido, la huaca tiene que firmar un convenio cada año, lo cual es un proceso de lo más engorroso", dijo el arqueólogo Elías Mujica. (Foto: El Comercio)

Presionado por las protestas en Cusco, el pleno del Congreso derogó la noche del jueves el Decreto Legislativo 1198, emitido por el Poder Ejecutivo un mes atrás y que promovía la participación y la gestión privada en el patrimonio arqueológico del país. Esta medida fue calificada de populista por el arqueólogo Elías Mujica. 

“Obviamente [fue populista], nadie lo puede negar. El Perú perdió mucho con estos dos días de paro [en Cusco]”, afirmó Mujica, uno de los artífices del proyecto público-privado de las huacas del Sol y de la Luna (Trujillo). 

El experto en gestión cultural afirmó que el D.L. 1198 “era un gran paso” para validar el modelo de trabajo de las alianzas público-privadas para la administración del patrimonio. “Lo más importante recién iba a comenzar con los talleres que el Ministerio de Cultura había organizado para reglamentar la norma”. 

En comunicación con El Comercio, Mujica dijo que con la derogación de este decreto en el Congreso no solo se perdió la oportunidad de ampliar el trabajo de investigación y conservación de los sitios arqueológicos, sino que se mantienen las mismas trabas burocráticas para las pocas empresas que apoyan, a través de fundaciones, esta labor. 

“Las huacas del Sol y de la Luna han perdido, la huaca tiene que firmar un convenio cada año, lo cual es un proceso de lo más engorroso [...] De no haber sido derogada, la renovación sería cada 10 años y tendríamos más fondos para trabajar en la investigación y conservación”, acotó. 

El ejemplo del MALI
El ex subgerente de Cultura de la Municipalidad de Lima Santiago Alfaro consideró que hubo “apresuramiento” del Gobierno al promulgar el D.L. 1198 y también del Congreso al derogarlo. “Al ser un tema nuevo, era previsible que iba a generar reacciones, especialmente en Cusco, se debió realizar un trabajo político antes de su entrada en vigencia”, indicó. 

Tras considerar que se pierde una “gran oportunidad” para explorar el mecanismo de las alianzas público-privadas, puso como ejemplo que el Museo de Arte de Lima (MALI) es una realidad gracias a esa clase de modelo. “El museo ocupa un inmueble que es público, pero su gestión es privada. No existen argumentos para decir que es una gestión ineficiente, el MALI es uno de los mejores museos del país, si no es el mejor”.

Carina Moreno Baca, coordinadora del Diplomado de Gestión Cultural de la Universidad Antonio Ruiz de Montoya, explicó que, según cifras oficiales, poner en valor una huaca cuesta entre S/.2’000.000 y S/.6’000.000. “Solo en Lima hay 370 huacas. Se necesita inversión privada”, señaló. 

A través de un comunicado, el Ministerio de Cultura lamentó que el Perú “pierda una gran oportunidad” para poner en valor sus monumentos arqueológicos. Agregó que la aplicación del D.L. 1198 era de carácter voluntario y cuestionó que el Congreso “en un debate apresurado” y tomando “la voz de una sola región [Cusco] por encima de toda la nación” lo haya derogado. 

Finalmente, el despacho de la ministra Diana Álvarez–Calderón señaló que continuará trabajando para encontrar alternativas viables que “permitan salvaguardar nuestro extenso patrimonio”.

MÁS EN POLÍTICA...