Caso Madre Mía: testigo dice que Humala pagó soborno a acusadores

Segundo Gómez afirmó que el monto de US$4 mil fue para cambiar declaración. Omar Chehade restó crédito a acusación

(América TV)

Segundo Gómez Reátegui afirmó ante el Segundo Juzgado Penal Liquidadora Anticorrupción que Ollanta Humala pagó sobornos a testigos a fin de que modifiquen su versión respecto a supuestos abusos y crímenes cometidos en 1992 por el hoy candidato presidencial cuando era capitán del Ejército en la base contrasubversiva de Madre Mía.

“Sí, es cierto, Ollanta Humala pagó 4 mil dólares (para pagar a los testigos)”, indicó Gómez Reátegui en declaraciones reproducida por el programa de TV “Prensa Libre”. Según su testimonio, Humala Tasso le dio dicha cantidad a un hombre identificado como Amílcar Gomez para que se lo entregue a Jorge Ávila, un testigo que había acusado al ex militar de haber asesinado a su hermana.

Segundo Gómez dijo que la esposa de Jorge Ávila le contó que había recibido el dinero a cambio de modificar su testimonio inicial y que él también fue testigo del soborno. La esposa de Jorge Ávila es Irma Gómez, hermana de Segundo.

Segundo Gómez dijo que Ollanta Humala –que en esa época usaba el seudónimo de ‘Capitán Carlos’- cometió una serie de abusos contra la población de la zona de Madre Mía y Aucayacu, como acusarlas sin pruebas de colaborar con terroristas y acusarlos de subversivos, además de agredirlos físicamente abusando de su autoridad.

No obstante, Gómez Reátegui afirma que sirvió al Ejército bajo el mando de Ollanta Humala en el año 1993, pero el ex militar estuvo destacado en Madre Mía durante 1992. Ante dicha contradicción, el testigo indica que Humala Tasso volvió en 1993 a la zona y permaneció ahí hasta 1995.

Omar Chehade, candidato a la primera vicepresidencia por Gana Perú, restó crédito a las declaraciones de Segundo Gómez y consideró que su testimonio “ha sido comprado”. Chehade defendió a Ollanta Humala en el caso Madre Mía que fue archivado por la Corte Suprema.