28 de agosto del 2014 16 °C

Ex operador de Zevallos figura como financista de Humala

Carlos Morales, para quien la fiscalía pidió 15 años de cárcel por lavado, aportó S/.202.000. Él dijo que usaron su nombre

Ex operador de Zevallos figura como financista de Humala

Fernando Zevallos y Carlos Morales Andrade en conferencia de prensa en el 2004. Ese año EE.UU. designó a 'Lunarejo' como capo del narcotráfico.

Ex operador de Zevallos figura como financista de Humala

Carlos Enrique Morales Andrade, figura como el cuarto mayor financista de la campaña de Humala

  • Óscar Castilla C

ÓSCAR CASTILLA C./ @joscarcastilla
Unidad de Investigación
ocastilla@comercio.com.pe

El ex operador aeronáutico del capo de las drogas Fernando Zevallos ‘Lunarejo’, Carlos Enrique Morales Andrade (60), figura como donante de S/.202.210 en efectivo para la campaña presidencial del hoy jefe de Estado Ollanta Humala en mayo del 2011, cuando faltaba un mes para el final de la segunda vuelta, conoció El Comercio.

El ex director y presidente de la desaparecida Aerocontinente aparece en la base de datos de la Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE) como la persona que entregó este monto de dinero el 1 de mayo del 2011 -mientras era investigado por lavado de activos- a la tesorería del Partido Nacionalista que dirigían Ilan Heredia (hermano de la Primera Dama) y el tesorero Mario Torres Aliaga. 

¿Quién es Morales Andrade? Entre 1996 y 2004, fue un alto ejecutivo de Aerocontinente y operador aeronáutico de Zevallos, que entonces ya era investigado por narcotráfico. Entre el 2004 y el 2008 fue incluido en la lista antidrogas de EE.UU. (Kingpin Act) y en el 2007 la Sala Penal Nacional le abrió investigación por lavado junto con ‘Lunarejo’, quien ya estaba condenado a 20 años de cárcel.

Morales figura en la ONPE como el cuarto mayor financista de Humala en la segunda vuelta. Sin embargo, su donación pasó desapercibida por casi tres años. El aporte fue registrado por el tesorero del Partido Nacionalista y enviado a la ONPE en el 2011. Pero en estos informes, Carlos Enrique Morales Andrade no figura con su identidad real. En su lugar aparece un ciudadano inexistente: Carlos Alberto Morales Andrade.

El tesorero Torres Aliaga envió un reporte original a la ONPE en julio del 2011, luego hizo dos rectificaciones de datos, pero en ninguno identificó correctamente al aportante. Cinco meses después del primer reporte, la Fiscalía pidió 15 años de prisión por lavado para el ex director de Aerocontinente. 

En esos mismos días, la ONPE realizó una auditoría de las donaciones y verificó que el número de DNI del inexistente Carlos Alberto Morales Andrade le pertenecía en realidad a Carlos Enrique Morales Andrade con DNI: 08779161 y el siguiente aporte en efectivo: S/.202.210. Así quedó registrado en blanco y negro en la base de datos de dicha institución.

¿DE DÓNDE SALIÓ EL DINERO?
“No recuerdo el caso [Morales Andrade] porque en esa época ingresaba bastante dinero y muchas personas lo recibían... pero en la información que enviamos a la ONPE están todos los aportantes”, confirmó Torres Aliaga cuando fue contactado por este Diario. En el reporte final de verificación que le hizo el órgano de procesos electorales al Partido Nacionalista en el 2012, el tesorero fue más contundente sobre el manejo de finanzas en la época electoral: “Los aportes se recibían en efectivo, en sobres cerrados y no se contaba el dinero en el momento”.

En aquella época la situación financiera de Morales Andrade era precaria. En el 2008 había perdido una casa en Miami (tras las sanciones del Gobierno de EE.UU.) y figuraba en el Registro de Deudores Alimentarios Morosos por US$60.000, hasta hoy vigente. 

Un año y medio después del 5 de junio del 2011, cuando entregó los S/.202.210, Morales tenía deudas tributarias por S/.50.000 en Sunat. Por eso a fines del 2012, su vivienda en La Molina fue embargada. La pregunta cae por su propio peso: ¿De dónde sacó dinero para donarlo a la campaña de Humala?

Para cuando todo esto ocurrió, la Fiscalía de Crimen Organizado ya había acusado a Morales Andrade -al igual que a los familiares de Zevallos, a los abogados estadounidenses que lo ayudaron a lavar su dinero en EE.UU. y a sus testaferros en el extranjero- por avalar las operaciones de ‘Lunarejo’ y administrar el dinero que ingresaba a las arcas de la aerolínea con el fin de darle apariencia de legalidad.

Según el expediente judicial del caso, el ex presidente y director era cómplice de Zevallos (para quien se pidió 30 años de cárcel por lavado) y conocía que este poseía aeronaves a nombre de testaferros en EE.UU. y en los paraísos fiscales de Aruba e Islas Vírgenes, y que las alquilaba a su propia aerolínea. El proceso actualmente está en camino al juicio público y solo falta un pronunciamiento final de la Fiscalía de Crimen Organizado.

Morales Andrade, indica la acusación del Ministerio Público, fue integrante del directorio de la nueva empresa constituida para suceder a Aerocontinente, ya insolvente desde el 2002: Nuevo Continente, creada por ‘Lunarejo’ en el 2004 para seguir controlando a la compañía tras ser incluido en la lista antidrogas de EE.UU. 

Meses después de la denuncia fiscal, la ONPE pidió información al ex directivo de Aerocontinente sobre su aporte, pero no hubo respuesta. El Comercio entrevistó a Morales Andrade, pero este negó el aporte de S/. 202.210. Dijo que el Partido Nacionalista utilizó su nombre y número de DNI para incluirlo en la lista de donantes. “Si yo hubiera aportado tendría algún cargo en el Gobierno”, dijo, aunque aceptó que visitó el hotel Los Delfines el día de la elección de Humala para “felicitarlo”.