23 de agosto del 2014 18 °C

¿Favorece necesariamente a Perú o Chile la pregunta de la Corte de La Haya?

En diálogo con elcomercio.pe, el internacionalista Juan Velit y el historiador Daniel Parodi opinaron sobre lo dicho por el ex canciller chileno

¿Favorece necesariamente a Perú o Chile la pregunta de la Corte de La Haya?

RENÉ ZUBIETA @renezp
Redacción online

El ex canciller chileno, Miguel Schweitzer, afirmó que es favorable a la posición de su país la pregunta que ayer, en la Corte de La Haya, dirigió el juez Mohamed Bennouna a los equipos jurídicos de Perú y Chile al finalizar la primera ronda de la fase oral del diferendo marítimo entre ambos países vecinos.

“Consideran ustedes en tanto que signatarios de la Declaración de Santiago en 1952, que podían en esa fecha, conforme al derecho internacional general, proclamar y delimitar una zona marítima de soberanía y jurisdicción exclusivas sobre el mar que baña las costas de sus respectivos países, hasta una distancia mínima de las 200 millas marinas desde las referidas costas”, fue la interrogante.

Pero más allá de adelantarse a las respuestas de ambas partes la próxima semana y determinar a quién le beneficia o no, el internacionalista peruano Juan Velit consideró que el cuestionamiento del juez marroquí busca que Perú y Chile “sinceren su posición, den respuestas mucho más transparentes, claras”.

“No favorece a nadie. Lo que favorece es al derecho, porque va a esclarecerse algunas inquietudes, algunos problemas”, manifestó en declaraciones a elcomercio.pe sobre las declaraciones de Schweitzer y la pregunta de Bennouna.

Por su parte, el historiador Daniel Parodi sostuvo que si bien la pregunta es importante, “no es más importante que todo lo actuado”, incluyendo que las memorias y contramemorias. Sin embargo, tras descartar que las opiniones del ex canciller sean impertinentes, aseveró que la consulta podría consolidar la posición peruana debido a que “tiene muchos elementos para ser más sólida”.

“No me parece una pregunta con la intención de favorecer al Perú, me parece una pregunta cuya respuesta favorecerá al Perú”, expresó.

¿POR QUÉ ARISTA IRÍA LA RESPUESTA PERUANA?
Para Velit, la pregunta se refiere a si hubo intención política en la Declaración de Santiago de 1952, que Chile plantea contempla un tratado de delimitación marítima.

“La intención es otra, conjugar esfuerzos de Perú, Chile y Ecuador para hacer un bloque contra las empresas que depredaban la riqueza ictiológica y la caza indiscriminada de ballenas. No eran una reunión con el afán de delimitar una frontera marítima”, manifestó.

El internacionalista y el historiador coincidieron además en que en esa época, efectivamente, no existían espacios marítimos como los hubo con la Convención del Mar, aprobada en 1982, pero puesta en vigor en 1994.

Parodi señaló que el derecho del mar evoluciona, y en 1952 los estados no estaban en capacidad de fijar fronteras laterales hasta las 200 millas y no había una reglamentación como la Convemar.

“¿Por qué no había preocupación por trazar fronteras laterales? Porque se trataba de proteger las especies marinas. Entonces qué importaba si la flota estuviese más hacia un lado o hacia el otro, la cosa era que no depredase. No era un país que depredase en contra del otro, eran flotas transnacionales de grandes empresarios a nivel de la pesquería de los que había que defenderse”, refirió. Velit apuntó además que el hecho de que Perú no haya suscrito la convención no afecta ni beneficia a ninguna parte.

“LA CORTE FALLA EN DERECHO INTERNACIONAL”
Juan Velit también se refirió al artículo del semanario británico “The Economist”, que señala que “las autoridades chilenas están resignadas a un juicio salomónico”.

Al respecto, recordó lo expresado por el ex presidente chileno, Eduardo Frei, quien dijo que le preocupaba la “decisión salomónica” de la Corte de La Haya en el caso de Nicaragua y Colombia. Pero según Velit, esa posición fue “un mecanismo de presión” y frase para el frente interno chileno.

“Siempre, la Corte Internacional de La Haya falla en derecho internacional, porque lo dice su carta constitutiva”, recalcó.

BALANCE DE LA PRIMERA RONDA
“Yo estoy muy tranquilo, porque cada día que está pasando y cada vez que escucho los argumentos de Chile, veo que mi país tiene más la razón y que lo asiste más la justicia”. Juan Velit, internacionalista.

“Quiero destacar la tranquilidad de las partes, el respeto que han mostrado unas con otras. Ambas se han desempeñado bien, dentro de lo esperable. Ha habido presentaciones brillantes de los abogados de ambas partes”. Daniel Parodi, historiador.