Hace un mes alertaron sobre sequías e incendios en la Amazonía

Unas 20.000 hectáreas de bosques afectadas deja el incendio forestal que se registra desde hace 15 días en Satipo

Hace un mes alertaron sobre sequías e incendios en la Amazonía

El incendio en el Vraem está afectando el bosque cerca al río Ene y no ha podido ser controlado. (Municipalidad distrital de Río Tambo)

Aproximadamente 20.000 hectáreas de bosque afectado, cultivos arrasados, una gran amenaza al parque nacional Otishi y reserva asháninka. Estas son las consecuencias, preliminares, del incendio que desde hace más de 15 días se registra en el distrito de Río Tambo en Satipo (Junín).

La incontrolable emergencia ha movilizado a personal del Servicio Forestal y de Fauna Silvestre (Serfor), Ministerio del Ambiente, bomberos, autoridades de Defensa Civil del distrito de Satipo y el apoyo de las Fuerzas Armadas.

Sin embargo, expertos sostienen que la inminencia de esta emergencia había sido advertida hace un mes. De hecho, el día 12 de setiembre un grupo de 24 especialistas firmaron una carta abierta para alertar el riesgo de grave sequía e incendios forestales en la Amazonía de Bolivia, Brasil y Perú. La carta está dirigida a las autoridades de dichos países.

En este documento advierte sobre el "advenimiento de lo que podría ser la más grave sequía sufrida por el bioma andino-amazónico en por lo menos medio siglo”, además del “altísimo riesgo de que las quemas agropecuarias, habituales entre agosto y octubre, escapen completamente de control y produzcan intensos incendios forestales,  causando perjuicios económicos, humanos y ambientales inaceptables”.

Por ello, invocaron a las principales autoridades “a decretar  inmediatamente alertas climáticas y a establecer, mediante las organizaciones competentes, protocolos de vigilancia, sanción y control de quemas agropecuarias en todos los territorios andino-amazónicos, por lo menos para los meses más álgidos de la estación seca: agosto, septiembre y octubre”.

Sin embargo, Ernesto Ráez, ecólogo tropical y miembro de la Fundación Pronaturaleza,  encargada de enviar el documento, informó a la Mongabay Latam que hasta hoy no recibieron respuesta.

“Hemos enviado una alerta hace un mes y el monitoreo (de focos de calor) que están haciendo los amigos brasileños en particular ya lo estaba mostrando hace por lo menos dos meses. Las autoridades locales tienen que enfrentar cara a cara ahora estos incendios, pero no tienen las herramientas para hacerlo”, dijo.

 


Tags relacionados

Junín

Satipo