Comisario y 2 suboficiales PNP vinculados a crímenes en Huaral

Allanaron 43 casas y detuvieron a 27 personas en varias zonas de Lima y Callao. Serían miembros de Los monos de Quepepampa

Comisario y 2 suboficiales PNP vinculados a crímenes en Huaral

El comisario de Chancay, mayor PNP Antonio Prieto Torres, no tenía ni diez meses en el cargo. (USI)

En las dos últimas semanas, cinco personas fueron asesinadas en las calles de Huaral por resistirse al ataque de asaltantes. Según fuentes de la Policía Nacional del Perú (PNP), a esta provincia del llamado norte chico han migrado delincuentes del Callao, a raíz del estado de emergencia que rige desde diciembre del año pasado y que está a punto de culminar.

Pero el problema es más preocupante. El comisario de Chancay (Huaral) y dos de sus agentes subalternos fueron capturados la madrugada de ayer durante una megaoperación en la que participaron más de 500 policías y 30 fiscales.

Las autoridades allanaron 43 viviendas, con orden judicial, en Chancay, Huaral, Huacho, Aucallama, Barranca, Lima y Callao. Además del jefe policial, mayor PNP Antonio Prieto Torres (48), y los suboficiales Jorge Barba Ramos (51) y Marcos Salas Trujillo (44), también fueron detenidos 24 civiles.

Según las investigaciones, todos integrarían la banda conocida como Los Monos de Quepepampa, que habría sido dirigida durante los dos últimos años por Luis Morales Arguedas ‘Mono’, también apresado ayer.

Jorge Chávez Cotrina, fiscal superior coordinador contra el crimen organizado, informó que esta agrupación se dedicaba al sicariato, las extorsiones, el robo y el tráfico de drogas en Huaral y todo el norte chico.

Agentes de investigación precisaron que los policías detenidos habrían brindado protección y apoyo logístico a la organización criminal.

La operación, que se inició a las 3 a.m., fue dirigida por Luis Salas Ostos, titular de la Fiscalía Provincial Especializada contra la Criminalidad Organizada de Huaura.  
“Esta acción se tenía planificada desde hace ocho meses. No se hizo ni un solo disparo”, indicó Chávez, quien precisó que todos los detenidos tenían orden judicial de detención preliminar.

—Lo condecoraron—

Antonio Prieto Torres no tenía ni diez meses al mando de la comisaría de Chancay. Antes de asumir dicho cargo, se desempeñó como jefe de la dependencia policial de Piedra Liza, en el Rímac.

En enero de este año, Enrique Peramás, alcalde de dicha jurisdicción, le otorgó la condecoración Balcón del Rímac por “realizar estrategias con el fin de combatir la delincuencia”. Así se lee en una publicación del 2 de enero en la cuenta de Facebook del municipio rimense.

En cuanto a los dos suboficiales, se sabe que ya tenían varios años laborando en dicha dependencia. “El hecho de que se esté capturando a policías significa que se hace un buen trabajo de inteligencia. No hay espíritu de cuerpo”, indicó el fiscal Chávez.

En la operación se incautaron un vehículo, S/40.000 en efectivo, armas de fuego, celulares, chips, laptops, memorias USB y municiones.

Al cierre de esta edición, el fiscal Salas daba cuentas al Poder Judicial sobre las diligencias. Este magistrado tiene 15 días para tomar las declaraciones a los detenidos, quienes serán investigados por presuntos delitos de robo agravado, extorsión, receptación agravada, hurto agravado, homicidio calificado y sicariato. También se les involucra en tenencia, posesión y uso ilegal de armas de fuego y municiones.