Bayern Múnich venció 1-0 a Atlético de Madrid por la Champions

Un gol de falta de Robert Lewandowski, en el minuto 28, supuso la derrota del  ante el  en un partido que sólo tenía un valor estadístico, pues los rojiblancos ya eran campeones de grupo y los bávaros tenían asegurado el pase a octavos como segundos.

El partido tuvo un comienzo que parecía una declaración de principios de los dos equipos. El Bayern Múnich tenía la pelota pero no entraba al área con peligro porque el Atlético defendía bien.

Los madrileños, por su parte, tuvieron las primeras llegadas claras cuando se decidieron a lanzar ataques esporádicos.

La primera fue una buena ocasión de Yannick Carrasco en el minuto 10, cuando quedó sólo ante Manuel Neuer, tras un buen pase de Antoine Griezmann. El remate del belga, sin embargo, no tuvo la suficiente colocación y Neuer salvó la situación.

En el 16, otra vez Carrasco, a centro de Lucas desde la izquierda, remató desde buena posición, pero justo al cuerpo de Neuer.

La posesión de pelota de cerca del 70 por ciento que tenía el Bayern no impedía que el equipo que llegaba con más claridad fuera el Atlético. Hasta la segunda ocasión de Carrasco, el Bayern sólo había tenido un amago de llegada con un centro de Douglas Costa desde la izquierda que Oblak tuvo que rechazar con los puños.

El Atlético de Madrid tenía cerrada su área y el Bayern sólo logró aproximarse con claridad en el minuto 19, cuando Costa, a pase del portugués Renato Sanches, disparó desde un ángulo muy cerrado y Oblak paró el remate.

Con el Bayern Múnich merodeando en torno a un área cerrada, el gol podía llegar en una situación a balón parado y así ocurrió. Tras una falta de Carrasco sobre Juan Bernat, a unos 18 metros de la portería, Lewandowski asumió el cobro. Su lanzamiento, por encima de la barrera, dejó sin opción alguna a Oblak. Era el minuto 28.

Pese a la ventaja del Bayern, el partido no cambio demasiado. El Atlético siguió jugando desde una sólida defensa con esporádicos conatos ofensivos y el Bayern siguió siendo el dueño de la pelota y tejiendo largas combinaciones sin lograr penetrar el área.

Fuente: EFE

LEE MÁS SOBRE...

28' ¡Goooolaaazoooo del Bayern Múnich! El goleador polaco Robert Lewandowski abrió el marcador con este soberbio disparo de tiro libre.

Alineaciones confirmadas:

Atlético de Madrid: Oblak; Vrsaljko, Savic, Godín, Lucas; Gabi, Koke, Saúl, Nico Gaitán; Carrasco, Griezmann.

Bayern Múnich: Neuer; Rafinha, Hummels, Alaba, Bernat; Vidal, Thiago, Sanches; Robben, Lewandowski, Douglas.

Las incidencias:

LA PREVIA

Los dos equipos ya están clasificados para la siguiente fase de la , el Atlético de Madrid como inamovible líder del grupo con 15 puntos fruto de sus cinco victorias en cinco duelos; y el Bayern Múnich como segundo con nueve tantos y sin opciones de auparse al primer lugar después de caer en Rostov por 3-2.

Después de dos derrotas seguidas en Dortmund y Rostov, el Bayern calmó las aguas con dos triunfos en la Bundesliga y llega al duelo contra el Atlético de Madrid tras haber jugado uno de los mejores partidos de la temporada en el triunfo a domicilio ante el Mainz (1-3) que ha recibido elogios de propios y extraños.

Para muchos, el entrenador italiano Carlo Ancelotti dio al fin con la fórmula para que jueguen juntos el holandés Arjen Robben, el alemán Thomas Müller, el francés Franck Ribery y el polaco Robert Lewandowski, manteniendo su esquema básico de 4-3-3.

La clave fue, en lugar de un centro del campo con dos volantes mixtos y uno de contención, volver al llamado "doble seis", una de las señas de identidad del Bayern de Jupp Heynckes, y poner a Müller en la media punta desde donde abre espacios para los tres delanteros.

Sin embargo, tras la sorpresiva derrota ante el Rostov, el partido de mañana ha perdido significación -el Bayern ya está clasificado como segundo de grupo y no puede disputarle el primer puesto al Atlético- es de esperar que haya rotaciones y que Ancelotti le de prioridad a lo que viene en la Bundesliga.

Dos jugadores importantes, el capitán Philipp Lahm y el central Jerome Boateng, ya han visto dos tarjetas amarillas en la Champions League y con una nueva amonestación quedarían sancionados para la próxima jornada.

Por ello es posible que al menos uno de los dos, o ambos, sea afectado por las rotaciones.

El Bayern, eso sí, tiene que defender una serie ya que ha ganado sus últimos 14 partidos como local en la Champions League con 52 goles a favor y sólo 8 en contra.

El Atlético del argentino Diego Pablo Simeone llega a la Liga de Campeones después de empatar el sábado en casa ante el Espanyol en La Liga Santander (0-0), en una racha negativa de tres partidos sin ganar de los últimos cuatro en la competición doméstica, tras caer ante la Real Sociedad y el Real Madrid, ganar al Osasuna y empatar con el conjunto 'perico'.

Para la máxima competición continental, donde el Atlético de Madrid camina sin dudas y lleva un pleno de triunfos, Simeone dejó en Madrid al lateral izquierdo brasileño Filipe Luis, que reapareció el sábado tras pasar una lesión muscular, y al centrocampista portugués Tiago Mendes, también titular ante el Espanyol.

La ausencia del carrilero brasileño abre el hueco al joven lateral francés Lucas Hernández, que sería el reemplazo natural de Filipe, aunque Simeone también podría optar por la movilidad del croata Sime Vrsaljko, que puede actuar en ambas bandas.

El resto de la defensa sería la formada por Juanfran Torres en el lateral derecho, el uruguayo Diego Godín en el eje junto a su compatriota José María Giménez o el montenegrino Stefan Savic.

En el centro del campo, la ausencia de Tiago podría retornar a 'Koke' Resurrección al centro junto a Gabi Fernández, con el belga Yannick Carrasco a un costado y una plaza que se disputan Saúl Ñíguez y el argentino Nico Gaitán.

La pareja francesa de delanteros formada por Kevin Gameiro y Antoine Griezmann será la punta de ataque del Atlético en Múnich, donde también ha viajado Fernando Torres, ya recuperado de sus problemas musculares en la cadera.

En la ida, el Atlético se hizo con la victoria gracias a un tanto del belga Yannick Carrasco, y tiene en su haber una derrota dulce en el Allianz Arena la temporada pasada, donde cayó por 2-1 en la vuelta de las semifinales pero pasó a la final, gracias al valor doble del tanto de Griezmann con el 1-0 favorable que traía del Calderón, con un auténtico golazo del canterano Saúl Ñíguez.

Fuente: EFE

LEE MÁS SOBRE...