Carlo Vellutino fue testigo de una muerte en el Dakar 2012 y ahora lamenta la partida de Gonçalves, mientras que Lalo Burga asegura que eso llama a ser cuidadoso. (Video: Christian Cruz Valdivia, enviado especial de El Comercio)
Carlo Vellutino fue testigo de una muerte en el Dakar 2012 y ahora lamenta la partida de Gonçalves, mientras que Lalo Burga asegura que eso llama a ser cuidadoso. (Video: Christian Cruz Valdivia, enviado especial de El Comercio)
Christian Cruz Valdivia

El Dakar tiene dos partes competitivas, los que van en busca de las victorias y quienes enfrentan el reto de poder completar etapa tras etapa. Los peruanos van en este segundo pelotón.

¬

¬

Carlo Vellutino fue testigo de una muerte en el Dakar 2012 y ahora lamenta la partida de Gonçalves, mientras que Lalo Burga asegura que eso llama a ser cuidadoso. (Video: Christian Cruz Valdivia, enviado especial de El Comercio)


Pese a ello, eso no los libra de los accidentes, como el que le quitó la vida este domingo a Paulo Gonçalves. Ellos aceptan el riesgo y lamentan lo que ha pasado, pero aseguran que su seguridad está en que manejan controlando su ritmo.

"Te das cuenta del riesgo que vas corriendo y en cada kilómetro que avanzas te das cuenta lo frágil que puede ser todo", nos dice Lalo Burga, quien en esta Dakar ha padecido el frío de las primeras jornadas.

Carlo Vellutino ya suma once Dakar y en el 2012 fue testigo del fallecimiento del argentino Jorge Martínez. Él asegura que eso te va replanteando todo, sin embargo, sigue corriendo. "Hay riesgos y mientras más rápido vas, más riesgos tienes", nos dice.

Fernanda Kanno sigue en carrera. (Video: Christian Cruz Valdivia, enviado especial de El Comercio)

Por eso, él es muy cuidadoso en su manejo para no correr más riesgos de los necesarios y de los que ya le implanta estar en la carrera. "Soy amateur, voy a mi ritmo, no me la juego", nos dice.

Lo mismo acepta Lalo Burga, quien asegura que "no sale al 100% porque siempre hay que guardarse algo por si pasa algo".

Los dos pilotos lamentaron el fallecimiento de Paulo Gonçalves. “Era un muy buen tipo, muy querido”, sentencia Vellutino, quien ha coincidido con el portugués en el Dakar desde el 2010.