Andrés Iniesta tuvo un reencuentro especial al enfrentar a Barcelona. (Foto: AP)
Andrés Iniesta tuvo un reencuentro especial al enfrentar a Barcelona. (Foto: AP)
Redacción DT

No solo vivió una noche llena de sentimientos encontrados, sino también hizo el papel de intermediario entre los jugadores de Vissel Kobe y los de Barcelona. Andrés Iniesta confesó que el amistoso que se jugó este sábado estuvo cargado de momentos insólitos. El más extraño, la cantidad de camisetas que se llevó para regalar.

"Al final me he llevado casi todas las camisetas, más que nada para repartir entre mis actuales compañeros del equipo para que ellos tengan este recuerdo de un día que seguro les quedará para siempre", confesó el 'Cerebro' quien reveló que esas "casi todas" fueron 20 camisetas. "He llenado una mochila", contó al Mundo Deportivo de España.

Enfrentar a Barcelona por 45 minutos, fue "un poco extraño", como reveló. "Tenerlos de adversarios y no de compañeros lo es, pero ya me lo imaginaba. Fue un día especial”, reiteró.

Don Andrés reconoció, además, que Vissel Kobe sufrió má sde la cuenta contra los catalanes porque "nuestro equipo no atraviesa el mejor momento y tener al Barça enfrente siempre es especial", aunque más allá de la derrota por 2-0 "me quedo con que fue un bonito día".

Barcelona y Vissel Kobe se enfrentaron en Japón por un amistoso internacional en el marco de la Rakuten Cup, evento que sirvió para estrechar lazos de colaboración entre ambas instituciones.

No te pierdas