Emelec tricampeón del fútbol ecuatoriano tras empatar con Liga
Emelec tricampeón del fútbol ecuatoriano tras empatar con Liga

 se coronó tricampeón del fútbol ecuatoriano tras empatar 0-0 con  en el partido de vuelta debido a que en la ida había ganado 3-1. El equipo que dirige el argentino Omar de Felipe ratificó que es el mejor hace tres años.

Emelec había ganado 3-1 en el partido de ida, lo que le dio el puntaje necesario para dar la vuelta olímpica en el estadio Casa Blanca de Quito, en condición de visitante. Es la primera ocasión que Emelec dio la vuelta olímpica en el estadio Casa Blanca. 

Emelec, dirigido por el técnico argentino Omar De Felippe, se adjudicó su decimotercera corona en el certamen ecuatoriano, que se disputa desde 1957.

Con un estadio vestido de blanco, Liga de Quito, que consiguió su último título en 2010, no pudo remontar el resultado del pasado miércoles, pese a que buscó con persistencia el arco de Esteban Dreer. 

Este triunfo le da a Emelec un cupo para disputar la Copa Libertadores y la Copa Sudamericana del 2016. 

El partido fue dirigido por el árbitro Daniel Salazar asistido por Christian Lescano y Carlos Herrera. El cuarto árbitro fue José Luis Espinel y el comisario es Juan Pablo Trujillo.

Alineaciones:

LDU de Quito: Domínguez; Madrid, Araujo, Romero, Estupiñán; Hidalgo, Cevallos; Quintero, Matamoros, Morales y Alvez.

Emelec: Dreer, Narvaez, Guagua, Achillier, Bagui, Pedro, Gaibor, Mondaini, Giménez, Mena y Bolaños.

LEE TAMBIÉN:

PREVIA

Emelec pudo quedarse con una mayor ventaja en el partido anterior, pero el goleador del torneo con 25 tantos, Miller Bolaños, se perdió el cuarto tanto tras el mal cobro de un penalti y, más bien, Liga de Quito anotó una diana que devolvió la esperanza a su plantilla.

La ventaja no le garantiza a Emelec quedarse con el título, pues Liga cuenta con un equipo que saldrá al todo o nada por convertir mínimo dos goles y evitar que le anoten.

Entretanto, el técnico de Emelec, el argentino Omar De Felippe, ha resaltado que su cuadro "será compacto en defensa, pero sin meterse en su propia zona, además de preciso a la hora de anotar mediante el contraataque".

Para contrarrestar esa propuesta, su compatriota Luis Zubeldía, esta convencido de que "Liga de Quito contará con un buen plantel para remontar y una afición que presionará el doble y todo el tiempo".

En caso de igualarse la serie durante los 90 minutos, la definición inmediata será por el cobro de tiros penaltis.

Para la final de mañana, Emelec recuperará de una lesión al centrocampista paraguayo Fernando Giménez y echará mano del centrocampista defensivo Henry León, en lugar del delantero argentino Marcos Mondaini.

En Liga de Quito reaparecerá luego de una lesión el extremo derecho José Quinteros, jugador clave en el funcionamiento ofensivo de su cuadro, de manera especial, jugando de local.

En las finales anteriores entre ambos equipos, Liga de Quito se quedó con los títulos de 1998 y 2010, tras perder en la ida por 1-0, remontó en forma espectacular por 7-0; ganó por 2-0 y perdió por 1-0, respectivamente.

En los enfrentamientos por la primera y segunda etapa, Liga ganó tres partidos: dos encuentros por idéntico marcador de 2-1, y de visita por 0-2, pero perdió un partido por 1-0.

Emelec está a dos títulos del máximo ganador que es Barcelona, que tiene 14, y Liga de Quito ha ganado el torneo local en 10 ocasiones.

Alineaciones probables:

Liga de Quito: Alexander Domínguez; José Madrid, Norberto Araújo, Luis Romero, Pervis Estupiñán; José Quinteros, Fernando Hidalgo, José Francisco Cevallos, Holger Matamoros; Diego Morales y Jonathan Alvez.

Entrenador: Luis Zubeldía.

Emelec: Esteban Dreer; John Narváez, Gabriel Achilier, Fernando Pinillo, Oscar Bagüí; Henry León, Pedro Quiñónez, Fernando Gaibor, Fernando Giménez; Ángel Mena y Miller Bolaños.

Entrenador: Omar De Felippe.

Árbitro: Daniel Salazar, asistido por sus compatriotas Cristian Lescano y Carlos Herrera.

Estadio: "Casa Blanca", de Liga de Quito, con capacidad para unos 42.000 aficionados.

LEE TAMBIÉN...

TAGS RELACIONADOS

No te pierdas

No te pierdas