Módulos Temas Día
Módulos Tomas de Canal

Más en Fútbol mundial

Independiente del Valle: el solidario que nunca dejó de soñar

El lema "Nunca dejes de soñar" identifica a Independiente del Valle, finalista de la Copa Libertadores. Esta es su historia

Independiente del Valle: el solidario que nunca dejó de soñar

Independiente del Valle: el solidario que nunca dejó de soñar

El Independiente José Terán perdió las dos veces que enfrentó a equipos peruanos: primero cayó 3-0 ante Universitario en cuartos de final de la Copa Libertadores Sub 20 del 2011 y luego frente a Alianza Lima en el mismo torneo, versión 2012. Aquella última vez, los íntimos remontaron para ganar 2-1. El único tanto ecuatoriano fue un golazo de Junior Sornoza, volante que anoche entró en la historia del equipo que cambió de nombre y que ahora se llama Club de Alto Rendimiento Especializado Independiente del Valle, conocido ya mundialmente como Independiente del Valle luego de vencer y eliminar en La Bombonera al gigante Boca Juniors. 

En sus primeros pasos en la Copa Libertadores, Independiente del Valle llevaba apenas unos 600 hinchas a su estadio, todos de la pequeña población de Sangolquí, sede del club a unos 40 minutos de la capital ecuatoriana.

Cinco meses después, y tras ingresar a la fase de grupos con un agónico triunfo frente a Guaraní de Paraguay en la última etapa preliminar, el equipo que lleva apenas seis años en la primera división de su país está instalado en la final. Y nada menos que a costa de un gigante como Boca Juniors.

"Nosotros los dirigente no logramos despertarnos de este sueño, que todavía no sabemos si es realidad", dijo el directivo de Independiente, Nelson Herrera. "Esto no solo es ara Independiente, sino para Sangolquí y para todos los ecuatorianos".

CLUB SOLIDARIO

Si bien el club lo fundó en 1958 José Terán, un aficionado al fútbol, seguidor del Independiente de Argentina y habitante de Sangolquí, desde 2006 se transformó en un proyecto con sentido profesional al mando del empresario ecuatoriano Michel Deller. Desde ese momento pasó a convertirse en una empresa organizada.

El propósito de Deller y de sus socios fue fundar una gran escuela de fútbol para niños y jóvenes en Sangolquí, sobre todo para chicos de escasos recursos.

Para ello, construyó un Centro de Alto Rendimiento con siete canchas reglamentarias para la práctica del fútbol y habitaciones para que allí vivan los niños y jóvenes que llegan desde otros sitios de Ecuador a formar parte del club.

Tras cuatro años de observación y formación de futbolistas, de ese centro ha salido la mayoría de jugadores que están hoy dando frutos, no solo en el Independiente, sino también en otros clubes locales y del exterior. 

Uno de los jugadores formados en el club y que más ha sobresalido es el centrocampista Junior Sornoza, con 59 goles, seis de ellos en la actual Libertadores, junto a José Angulo, que tiene igual número de tantos en el torneo continental.

Ni los seguidores más recalcitrantes hubiesen soñado ver a Independiente del Valle en esta instancia del principal torneo de clubes de Latinoamérica, más aún cuando dejaron en el camino a equipos como Atlético Mineiro, Colo Colo, al último campeón de la Libertadores, River Plate, Pumas de México, y finalmente a Boca en las semifinales.

El conjunto ecuatoriano selló la clasificación el jueves con un triunfo 3-2 en el estadio La Bombonera, un escenario difícil hasta para oponentes de gran tradición. Ahora disputará la final contra Atlético Nacional de Medellín a partir de la próxima semana.

"Cuando llegamos a Argentina, no nos consideraban un equipo grande, importante, pero hemos demostrado lo contrario en la cancha de Boca, donde jugamos", apuntó Herrera.

Por regulaciones de la Conmebol, tras su clasificación a la fase de grupos tuvo que mudarse de su estadio de Sangolquí, con capacidad para 7.500 personas, al estadio Atahualpa de Quito, donde caben 40 mil espectadores. El estadio tuvo lleno total para todos los partidos desde que los dirigentes del club decidieron donar los ingresos de la taquilla a los damnificados del terremoto que afectó la costa central de Ecuador en abril.

SANGRE URUGUAYA

Independiente del Valle, cuyo lema es "Nunca dejes de soñar", llegó a la primera categoría del fútbol ecuatoriano en la temporada del 2010, y empezó a llamar la atención en 2012 con el arribo del técnico uruguayo Pablo Repetto, un exjugador que vio truncada tempranamente su carrera por una lesión. Un año después llevó al equipo a un subcampeonato de la liga.

Con un plantel joven y veloz, en su mayoría producto de su cantera, Independiente del Valle disputó la Copa Sudamericana de 2013, y en 2014 y 2015 la Libertadores, aunque sin mayor éxito.

Tras el pitazo final que marcaba el triunfo 3-2 sobre Boca Juniors, la población de Sangolquí estalló el jueves en una fiesta que se prolongó hasta la mañana del viernes, matizada con fuegos artificiales, música y baile.

El mismo presidente Rafael Correa, tras el penal que atajó el portero Librado Azcona, en su cuenta de Twitter escribió "Azcona presidente¡¡¡", mientras que el ministro de Defensa, Ricardo Patiño, aseveró que "qué gran juego, que gran equipo, Independiente nos estás dando un gran regalo con tu triunfo ante Boca".


El diario La Hora, en su portada tituló "histórico bombonerazo", mientras que Expreso señaló "Ecuador se vistió de fiesta" y El Comercio reseñó "Independiente se vistió de gloria en La Bombonera".

Fuentes: El Comercio / AP / EFE

LEE TAMBIÉN...

Leer comentarios ()

SubirIr aúltimas noticiasIr a Somos

Mantente siempre informado y disfruta de cientos de beneficios exclusivos del CLUB EL COMERCIO

¡SÉ PARTE DEL CLUB EL COMERCIO!

SUSCRÍBETE AQUÍ
Ir a portada