Módulos Temas Día
Módulos Tomas de Canal

Más en Fútbol mundial

Kaká, el hijo de Sao Paulo: regresa 11 años después al club

El volante brasileño vuelve por seis meses al equipo tricolor después de una aventura exitosa por Europa

Kaká salió de Brasil como una joya en bruto que necesitaba ser pulida. 11 años después volvió a casa con una exitosa carrera con más de doscientos goles y casi noventa asistencias. El hincha de Sao Paulo lo podrá ver nuevamente con la camiseta tricolor que lo vio debutar en el 2001, después de llegar al club con solo ocho años.

Su paso por Europa le dio un scudetto, dos Supercopa de Europa, un mundial de clubes, una Copa Italia y una Liga de Campeones con el Milan y una liga; una Copa del Rey y una Supercopa de España con el Real Madrid. Con la selección 'Canarinha' consiguió un Mundial, dos copa FIFA Confederaciones. También ganó un Balón de Oro en 2007.

A partir de marzo de 2015 empezarán sus nuevas andanzas por tierras norteamericanas con el Orlando City. La negociación se pudo dar gracias a la ayuda del club americano. Tenía un año más de vínculo con el club italiano, pero el contrato fue quebrado sin costos a causa de una cláusula que permitía la rescisión del mismoEn el equipo tricolor disputó 131 juegos en dos años, anotó 48 goles. Ahora vestirá la '8' en el club de Sao Paulo.

Hijo de un ingeniero civil y una profesora, se mudó a Cuiabá a los 4 años. 3 años más tarde se mudaría por trabajo de su padre a Sao Paulo, ahí llamó la atención del profesor de educación física quien encontró talento en el pequeño Ricardo.

La joya fue puliéndose a medida que subía de categoría hasta llegar al infantil. A pesar de su telento y calidad con el balón en los pies, era muy delgado. A los 15 años empezó un tratamiento para ganar masa muscular. Los cambios fueron inmediatos. En el 2000 casi se trunca su carrera debido a un accidente en la piscina de su abuela donde se quebró un pedazo de vértebra.

Con riesgo de quedar parapléjico, quedó 2 meses sin salir de la cama. Pero su recuperación fue rápida: empezó a brillar en su club, que pasaba por dificultades financieras y apostaba por la cantera. Ya en el primer equipo, su éxito fue inmediato.

Hizo estallar a 70 mil hinchas en el Morumbí cuando saltó del banco para anotar dos goles y darle el título del Torneo Río-Sao Paulo en la victoria 2-1 frente a Botafogo. Inmediatamente fue promovido a la categoría 'héroe' y le llegó un gran aumento salarial. Ahora estaba en vitrina para Europa. Lo refrendó en el Mundial del 2002, donde los cariocas ganaron su quinto título mundial.

Llegó el auge en su carrera, pasó al Milan, ganó el Balón de Oro y se mudó a la capital española donde no pudo reeditar su éxito hasta ahora conseguido. Ahora, animado por su vuelta a casa, tiene 6 meses 'de gira' por Estados Unidos antes de defender la tricolor, en un campeonato que no tiene tantas luces mediáticas, pero paga muy bien. En casa se verá nuevamente con Rogério Ceni y Luis Fabiano, otrora compañeros suyos, cuando era un diamante en bruto.

Leer comentarios ()

SubirIr aúltimas noticiasIr a Somos
Ir a portada