Alfred Schreuder, Ronald Koeman y Henrik Larsson, parte del equipo técnico del Barcelona. (Foto: FC Barcelona)
Alfred Schreuder, Ronald Koeman y Henrik Larsson, parte del equipo técnico del Barcelona. (Foto: FC Barcelona)
Raul Castillo

Que te guste o no como técnico es una cosa, pero de que ya era el momento de que un entrenador tome las riendas del primer equipo, no puedes ni siquiera negarlo. El ha dejado de dar miedo en Europa. Hace muchísimo tiempo que no vemos un juego parecido al equipo de Pep Guardiola o Luis Enrique. Luego de la salida del actual técnico de España, vinieron Valverde y Setién, y ninguno llegó a dar respuestas que gustaran al barcelonismo. Ni estilo, ni Champions y, peor aún, humillantes derrotas que provocaron risas del enemigo madridista.

MIRA | Messi habría llamado a Neymar para tratar de convencerlo de ir al Manchester City, según ESPN

¿Habrá sido falta de carácter en el banquillo? Es más que posible. Con la llegada de Ronald Koeman, todo cambia en el club. No será un revolucionario de la táctica, no es ni cercano a Pep Guardiola o Jürgen Klopp, pero tiene el peso de ser un histórico para cambiar las bases. Y vaya que lo ha hecho.

En tan solo unas horas, el holandés ha dejado claro su mensaje: quiere a , pero no a cualquier costo. No al costo de un réquiem para él. No al costo de seguir envejeciendo la plantilla, y viendo cómo el equipo queda fuera de ritmo, tal como se vio ante el Bayern. Mientras que los bávaros parecían un Mercedes recién salido de la fábrica, los catalanes ya tenían problemas con la caja de cambios para pasar de segunda a tercera, siendo generosos con ellos.

Koeman ha dejado su postura sobre Suárez y Vidal: no los requiere de cara a la siguiente temporada. Y con ellos, el Barcelona comienza una revolución necesaria. La salida del uruguayo como del chileno puede ser un mal necesario, para cambiar los cimientos en el equipo. Puede que no haya resultados en los próximos meses, pero ya era momentos de limpiar la casa para traer futbolistas más jóvenes, con lo que los culés puedan competir frente a los más grandes.

Finalmente, ¿Messi llegará a quedarse? Sin Suárez se ‘acaban’ los mates y los viajes en familia a Ibiza, pero queda claro que el Barcelona no vivirá siempre de Lionel. Si decide marcharse (tal como parece haberlo anunciado), los culés pierden al mejor futbolista de la historia, pero ¿valía tenerlo con los resultados de las pasadas temporadas?

La travesía de Koeman recién empieza en Catalunya, pero al menos – y a diferencia de sus antecesores – se ha atrevido a dejar su sello para bien del equipo. Ya que traiga consigo los resultados que pide el hincha, es otro cantar.

VIDEO RELACIONADO

Lionel Messi le habría comunicado a la directiva del Barcelona que desea dejar el club

TE PUEDE INTERESAR

No te pierdas

No te pierdas