Redacción EC

El primer clásico de Avellaneda tras el descenso de Independiente fue para y por goleada. En marco del Torneo de Verano de Argentina,  venció 3-0 al 'rojo' y alargó la alegría se sus hinchas y el pesar de sus contrarios.

Con goles de Hauche, de chalaca apenas al minuto de juego, Saja y Viola, Racing hizo su fiesta en Mar del Plata, ya que no solo goleó a su clásico rival, si no que también su hinchada se burló de la situación de Independiente, que juega en la Nacional B, y que terminó el duelo con 10 hombres por expulsión de Morel Rodríguez.

El siguiente partido del Torneo de Verano será el martes en el que debutará enfrentando a San Lorenzo.