Redacción EC

No suele marcar muchos goles de pelota parada. Aunque sus tantos sí suelen ser de fuera del área, con el balón en movimiento. Hoy,  demostró que la clase es uno de sus secretos mejores guardados.

El volante del seleccionado alemán disparó de unos 25 metros de distancia y dejó inmóvil al portero del , Bernd Leno. El gol fue a los 52 minutos del partido y fue el segundo del  en un partido disputado en el Allianz Arena.

Este ha sido el segundo de Schweinsteiger en la Bundesliga y su cuarto en toda la temporada. A diferencia de otros años, su producción ha disminuido.