El Coliseo Dibós, la cancha donde se confirmó el resurgimiento del baloncesto argentino de la mano de Scola | Foto: Hector Vivas/Lima 2019
El Coliseo Dibós, la cancha donde se confirmó el resurgimiento del baloncesto argentino de la mano de Scola | Foto: Hector Vivas/Lima 2019

Que cumpla 40 años y haya liderado a una segunda generación de baloncesto argentino en el mundo habla por sí solo del legado que tiene. Asimismo, su cumpleaños obliga a repasar lo que sucedió en Lima 2019: su paso por el Coliseo Eduardo Dibós y lo que significó ese torneo para el equipo dirigido por Sergio Hernández.

MIRA: La negativa de Chris Paul cambió la historia de los Warriors y de toda la NBA

Luis Scola ingresa al grupo de las cuatro décadas con más de la mitad de sus años entregados al baloncesto. Desde los 15, el oriundo de Floresta no ha dejado de tratar de progresar para sobrevivir en un deporte que cada vez es más atlético y pensante. Decir que es el jugador más importante en la historia de la selección argentina podría ser argumentable, pero su legado es imborrable.

Hace unos meses, 31 de julio para ser exactos, Argentina se presentó en el Coliseo Eduardo Dibós para disputar su primer encuentro de la fase de grupos de los Juegos Panamericanos Lima 2019. La transición de la ‘Generación Dorada’ al presente obligó a ‘Oveja’ Hernández a cambiar ciertos protocolos internos, eso favoreció a los peruanos, quienes disfrutamos de lo mejor de su plantilla.

Sucede que en el pasado, tras conseguir el oro en Atenas 2004, Argentina solo presentaba a sus mejores jugadores en Preolímpicos, Mundiales y Juegos Olímpicos. Sin embargo, tras el paso del tiempo, el plantel se fue renovando y la vieja costumbre de asistir con todos los mejores se retomó en los Panamericanos, con Scola como líder. Esto significó un paso previo al Mundial China 2019.

MIRA: Luis Advíncula entre risas:“Ni yo me tenía fe. En ningún momento miré a Muslera"

Argentina causaba intriga, ya que se sabía que contaba con un potencial interesante, pero no se habían medido todos juntos estando afianzados como el equipo titular ni sintiéndose candidatos. La presión fue distinta en Lima 2019, pero con un baluarte como líder del equipo, la prueba resultaba adecuada para testear a que se atenuaban en el Mundial.

Scola lideró a Argentina en Lima 2019 | Foto: Hector Vivas / Lima 2019
Scola lideró a Argentina en Lima 2019 | Foto: Hector Vivas / Lima 2019

Uruguay no fue rival en el debut. Un primer cuarto con marcador de 27-2 dejó claro la superioridad del conjunto de Scola. Terminó 102-65, mandando un mensaje clarísimo de cara al resto del certamen.

El segundo encuentro fue mucho más reñido y llevó al límite al cuadro argentino: un triple de Vildoza en los últimos segundo forzó la prórroga y luego ganaron por 102-97 a República Dominicana. Este partido, en declaraciones de los protagonistas, tuvo aroma de Mundial. Por ello es que Hernández salió con una sonrisa a medias: se sobrepusieron a una adversidad que ellos mismos crearon.

MIRA: ¿Jefferson Farfán jugaría por Universitario? Así respondió el exAlianza Lima | VIDEO

La caída ante México fue resumida por Nicolás Brussino, quien me contó lo siguiente: “Subestimamos al rival, fue eso. Tenemos que enfocarnos y luchar siempre con la misma intensidad”. Scola y Hernández lo interpretaron así, cara seria pero no molesta.

En semifinales destruyeron al equipo de Estados Unidos por 114-75 y ellos les valió para disputar el último partido del certamen el 04 de agosto frente a República Dominicana.

El Coliseo Dibós se vistió de gala, con un marco imponente de Público, para recibir la final de los Juegos Panamericanos. Con un campeón olímpico como Scola, los presentes aquel día disfrutamos un ambiente único. El partido tuvo historia hasta que se quebró en el último cuarto, con un parcial de 24-16 que terminó configurando el 84-66 final.

MIRA: Con Guerrero, Cueva y Farfán: así lucían los seleccionados nacionales previo a los 21 años

Tras las celebraciones pertinentes y la ceremonia de entrega de medallas, en zona mixta se pudo descubrir el valor que le dieron a este certamen. Jóvenes veteranos como Gabriel Deck o Facundo Campazzo ganaban su primer título importante con Argentina; mientras que ‘Oveja’ Hernández y Luis Scola apretaban el puño en señal de felicidad. Estaban listos para lo que venga.

La presencia de Luis Scola engalanó los Juegos Panamericanos Lima 2019 | Foto: Archivo GEC
La presencia de Luis Scola engalanó los Juegos Panamericanos Lima 2019 | Foto: Archivo GEC

“Con tener la plaza olímpica me quedo tranquilo, pero vamos por todo”, explicó Hernández, refiriéndose a las dos plazas que otorgaba el Mundial China 2019. Scola complementó: “Vamos al Mundial recargados y felices, esta medalla es muy importante”.

Y claro que lo fue. Pese a que la competencia no fue al máximo nivel, conquistar títulos como grupo terminan curtiendo a los grandes ganadores. La cohesión que uno pudo observar durante los Juegos Panamericanos hacían presagiar un futuro prometedor. No había que ser experto para entender que jugaban bajo el liderato de Scola y con el talento de Garino, Deck, Delia, Campazzo; entre otros.

El Coliseo Dibós no será una arena conocida mundialmente, pero sirvió de trampolín para elevar la confianza de los jugadores que luego la plasmaron en China 2019. Lima quedará en la memoria de un grupo que luego fue y revalidó la sensación dejada en San Borja: Argentina está lista para pelear por una medalla en los próximos Juegos Olímpicos.

Así lució el Coliseo Dibós para dicha final | Foto: Leonardo Torres
Así lució el Coliseo Dibós para dicha final | Foto: Leonardo Torres

MÁS EN DT...

NO DEJES DE VER

TAGS RELACIONADOS