Nelson Cabrera y una nacionalización que salió cara
ÁNGEL HUGO PILARES

En una época, ser Nelson Cabrera era casi lo mismo que ser millonario. Era una época lejana, cerca al 2009, cuando se convirtió en el defensa más caro que había pagado un club chileno hasta ese entonces. Hoy es un nombre que jugó 18 minutos en las , los más caros en la historia de la selección boliviana de los últimos años.

En el año 2009 el paraguayo Nelson Cabrera llegó a Colo Colo con un cartel impresionante, procedente de Cerro Porteño. Lo bautizaron 'Rompehuesos', amén de las 10 tarjetas amarillas que recibió en los dos períodos que pasó en el club del cacique (seis meses en ese 2009 y un año y nueve meses entre 2010 y 2012). En el ínterín, fue prestado al CFR Cluj rumano por 40 mil dólares para ganar Liga, Copa y Supercopa en apenas medio año, pero en Chile jugó tan poco y tan mal que nadie puede decir que su estadía haya sido buena. Ni siquiera él.

"En el único lugar donde me fue mal es en Chile. Me tocó ir en una época complicada, pero mas allá de los resultados tengo una gran imagen, porque es difícil llegar ahí. Me ayudó a madurar. Tuve momentos duros, sobre todo al principio, pasé momentos difíciles, era mi primera salida del país y era todo muy nuevo. Ya en mi segunda estadía jugué bastante, las cosas salieron bien en lo personal, pero no en lo grupal", contó el propio Nelson Cabrera al diario chileno "La Tercera" hace un mes.

Tras volver a Chile y afrontar una época sin títulos, Nelson Cabrera tuvo que emigrar a China para luego llegar al Bolívar, donde se convirtió en ídolo. Sus números en el cuadro paceño lo alejan de cualquier polémica: 26 partidos, dos goles y tres asistencias desde el 2013 hasta hoy. según Transfermarkt. 

Fueron justamente esas actuaciones -y el cariño que había recibido de la hinchada del Bolívar- las que convencieron a Nelson Cabrera de nacionalizarse boliviano en febrero. Fue también esa decisión el origen de una situación inédita en las Eliminatorias Rusia 2018.

Espoleado por sus actuaciones y la necesidad boliviana de tener más jugadores convocables, es que Nelson Cabrera jugó los tres partidos de la Copa América Centenario que su nueva selección perdió inapelablemente (1-2 ante Panamá, 1-2 ante Chile y 0-3 contra Argentina), pero el problema fue cuando a los del altiplano se les ocurrió sumar puntos en las Eliminatorias Rusia 2018.

Fue por la fecha doble ante Perú y Chile: Bolivia sumó cuatro puntos tras vencer a la bicolor 2-0 y empatar sin goles con la roja. Nelson Cabrera apenas jugó 18 minutos entre los dos encuentros sin saber que ese sería el motivo de una posterior y sonada derrota en mesa.

En el año 2008 la FIFA hizo un cambio en su normativa de elegibilidad de jugadores. Si antes bastaba con ser nacionalizado y jugar dos años en la liga del país para poder enfundarse la nueva camiseta, este plazo se amplió a cinco años. Dos más de los que llevaba Nelson Cabrera jugando en Bolivia. Él no podía aún jugar con su nueva selección y la Conmebol decidió dar por perdedores a los altiplánicos en ambos cotejos.

Este resultado no solo ha conseguido que Perú resucite en unas eliminatorias que parecían perdidas y en las que ahora los esperanzados vuelven a pegarse a las calculadoras. También ha provocado que Chile suba al puesto de repechaje y que Argentina quede -si las Eliminatorias Rusia 2018 acabaran hoy- fuera del Mundial.

Los albicelestes, habituados a llegar a esas instancias estarían perdiendo un monto cercano a los 5 millones de dólares, que fue lo que según "La Nación" ganaban las selecciones que clasificaron a Brasil 2014. O yendo más lejos con sus ambiciones, ahora se haría imposible para ellos volver a embolsarse uno 25 millones, que fue lo que ganaron por llegar a la final de ese Mundial. O muchos más por auspicios. Lo de Nelson Cabrera sigue valiendo millones.

MÁS SOBRE NELSON CABRERA Y LAS ELIMINATORIAS RUSIA 2018

TAGS RELACIONADOS