Redacción EC

Olivier Giroud, con un tanto al borde del descanso (m.44), y Kylian Mbappe, con un doblete (m.74 y 91), firmaron la victoria de Francia sobre Polonia (3-1) que sitúa a los campeones del mundo en los cuartos de final, en los que se encontrarán con el vencedor del encuentro Inglaterra-Senegal.

Los hombres de Didier Deschamps, que cuajaron una mala primera parte e incluso estuvieron a punto de ir por detrás en el marcador con una doble ocasión que salvaron Hugo Lloris y Raphael Varane, encaminaron el triunfo con una conexión entre Mbappe y Giroud, que se convirtió en el máximo artillero de la historia de los ‘bleus’, y lo sellaron con un doblete del atacante del PSG.

Al final fue un triunfo hasta cómodo y sencillo ante un rival en el que el barcelonista Robert Lewandowski, su gran estrella, poco pudo hacer, pero un penalti de VAR le permitió maquillar el resultado.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más