Gabriel Costa en el Perú vs. Brasil. (Foto: Fernando Sangama / GEC)
Gabriel Costa en el Perú vs. Brasil. (Foto: Fernando Sangama / GEC)

El inicio de las está cada vez más cerca. Por esa razón, cada amistoso vale oro para Gareca. Más allá de los resultados, estos encuentros sirven para analizar detalles pensando en el primer partido oficial en marzo del próximo año. A continuación repasamos cinco conclusiones que nos dejó la última fecha doble.

1 La dupla de centrales que nos llevó a Rusia 2018 –Christian Ramos y Alberto Rodríguez– ya tiene reemplazo.

Carlos Zambrano y Luis Abram confirmaron que el gran nivel mostrado en la última Copa América no fue flor de un día. Ambos se complementan a la perfección. En el duelo ante Brasil, el ‘Káiser’ –que jugó el segundo tiempo ante Ecuador y 69’ frente al Scratch– impuso la fuerza y la voz de mando, mientras que el hombre de Vélez tiene velocidad e inteligencia para cubrir los huecos. Ante grandes delanteros, lograron impedir que Brasil generara más de dos mano a mano con Gallese.

2 Gareca implementa variantes tácticas para su clásico 4-2-3-1.

Ante Ecuador utilizó en la última media hora un 4-2- 2-2. Frente a Brasil plasmó un 4-3-2-1 que tuvo como novedad el rendimiento en conjunto de Tapia, Aquino y Yotún en la primera línea de volantes. Ello le dio más equilibrio, más recuperación y no dejó espacios para que su rival elaborara jugadas de ataque. Aunque suena más conservador, ese 4-3-2-1 sirve ante equipos que nos ganen en la posesión del balón.

3 Gabriel Costa aprobó el examen con nota muy alta.

El extremo del Colo Colo jugó sus dos primeros partidos con la Bicolor y dejó su sello: tuvo personalidad para jugar con el balón, y sin este tuvo un trabajo espléndido al apoyar a Luis Advíncula para hacer labores defensivas. Su ida y vuelta fue incansable. André Carillo ya no tiene el titularato asegurado. Es una gran variante que se suma al proceso.

4 El nivel de Raúl Ruidíaz y Yordy Reyna todavía está muy lejos del que muestran en la MLS.

Gareca tendrá que encontrar la fórmula para sacarle un mayor provecho a las características de estos dos atacantes que son muy distintas a Paolo Guerrero. Ambos necesitan espacios, que los habiliten con ventaja por detrás de los defensores y no recibir los balones al pie o la cabeza. Encontrar nuevas ideas en ataque es un tema pendiente, como también lo es encontrar un ‘9’ más parecido a Paolo para no modificar la configuración del ataque.

5 Yoshimar Yotún se volvió imprescindible para la selección.

La capacidad que tiene para meter esos pases filtrados entre los defensores rivales no la tiene nadie en el plantel. Sin él Perú carece de profundidad, como ante Ecuador. Sus servicios precisos se convierten en un arma letal y sorpresiva. Christofer Gonzales parece el indicado para sustituirlo cuando no esté, pero el mediocampista de Cristal por ahora arriesga poco y prefiere el pase seguro al compañero más cercano. Hay que cuidar como oro a Yotún. Siempre es el primer pase correcto en ataque