Redacción EC

El sentido del humor de se expresó al máximo la noche del lunes en un duelo de exhibición ante en el Madison Square Garden. El serbio no solo anotó buenos puntos, sino también hizo reir al público con sus ocurrencias.

Una de ellas fue masajear a Murray luego de que este se esforzara en llegar a un balón y cruzara hasta su campo. En otro momento, cuando estaba a un punto de ganar, falló su tiro y como castigo hizo algunas planchas.

Lo más curioso pasó en un descanso, cuando ambos jugadores sacaron sus celulares y se tomaron una foto. Hasta 'Selfie' hubo.

"Quizá nunca tengamos la oportunidad de volver a jugar aquí", dijo Murray. "Queríamos disfrutarlo, ojalá que todos los que vinieron también lo hayan disfrutado".

 

No te pierdas