José María Lúcar era el último representante peruano en boxeo. (Foto: IPD)
José María Lúcar era el último representante peruano en boxeo. (Foto: IPD)
Redacción EC

José María Lúcar finalizó su participación en este lunes tras caer en su debut por los pesos pesados (81-91 kg) del boxeo. No logró superar al alemán Ammar Abduljabbar en los dieciseisavos de final de su categoría, quedando fuera de competencia. Posteriormente se dirigió a su padre en emotivas declaraciones.

Nuestro representante perdió por decisión unánime (5-0) e hizo un balance de la pelea disputada en la Arena Kokugikan. Al final se quebró mientras realizaba una dedicatoria especial a su padre, quien pasó graves problemas de salud y finalmente pudo verlo siendo olímpico.

Mi rival fue hábil en cambiar su estrategia, lo habíamos estudiado, era un boxeador de corta y media distancia, pero salió a moverse y amarrar. Me desestabilizó, estaba preparado para intercambiar golpes”, dijo en diálogo con Rpp en sus primeras palabras post-combate.

Dentro de todo ha sido una experiencia única, nos ha pasado de todo acá al equipo peruano acá en la Villa, hemos sabido afrontar esos problemas y hemos dado lo mejor de nosotros en esta competición”, agregó.

Luego se dirigió a su padre: “Quiero agradecer a mis entrenadores, a mi padre también, por haber llegado con vida a este momento para verme pelear. No pude ganar viejo, pero todo lo que sobreviviste valió la pena. Casi te nos vas dos veces, pero te levantaste y seguimos entrenando, nunca me diste la espalda. Quise darte la victoria pero no se pudo. Te prometo que lo voy a lograr”, señaló conmovido.