Módulos Temas Día
Módulos Tomas de Canal

Más en Economía

Daniel Velandia: "Esperamos una recuperación en forma de V"

El experto sostiene que lo peor ya pasó, pero se requiere trabajar en reformas que aumenten el PBI potencial

Credicorp Capital

La tensión política es difícil de explicar a inversionistas extranjeros, afirma Daniel Velandia. (Foto: Credicorp Capital)

La tensión política es difícil de explicar a inversionistas extranjeros, afirma Daniel Velandia. (Foto: Credicorp Capital)

Según Daniel Velandia, economista jefe de Credicorp Capital, el próximo paso que debería dar el país, una vez alcanzada la recuperación, es retomar las reformas que permitan a la economía retomar tasas de crecimiento mayores al 4%. A continuación, sus principales recomendaciones.

—Varios indicadores adelantados muestran dinamismo. ¿Lo peor ya pasó?
Sí. El único país de los tres donde estamos [Chile, Colombia y el Perú] en el que la confianza empresarial se ubica en el tramo optimista es el Perú. Esperamos una recuperación de la economía en forma de V. Esto implica que la demanda interna pasará de crecer 1% este año a casi el 3% el 2018, liderada por la inversión pública.

—Sus proyecciones están debajo del consenso.
Eso es cierto, pero pasar del 2,3% de alza del PBI que prevemos para este año al 3,3% para el 2018 es significativo. Preferimos ser más conservadores porque consideramos que el despegue de los proyectos de infraestructura puede tomar más tiempo, como hemos visto en los últimos años. Sin embargo, a diferencia de otros años, esta vez comenzamos a ver riesgos al alza en las proyecciones para el Perú.

—¿Como cuáles?
Por ejemplo, que el precio del cobre se mantenga en los niveles en los que está y la posibilidad de que de verdad se destraben las grandes obras de infraestructura.

—Una vez alcanzada la recuperación, ¿que sigue?
El crecimiento potencial del PBI se redujo de casi 5,5% a 3,7%. Converger al nuevo potencial de crecimiento en los próximos años es posible con las obras de reconstrucción, los Juegos Panamericanos y la infraestructura de gran tamaño. Sin embargo, el Perú debería tener la capacidad de volver a retomar las tasas de crecimiento potenciales mayores al 4% [cuando esos impulsos terminen] y uno de los retos que enfrenta es el riesgo político, que desvía al Gobierno del camino de hacer reformar estructurales.

—¿Qué tan importante es el riesgo político?
Eso de tener que explicarles a los inversionistas que han salido cuatro ministros y que ahora se cambia el Gabinete no es normal. Afuera es muy difícil explicarlo y aquí no estamos hablando de un tema económico, sino de temas legales y políticos.

—¿Cuáles son las reformas estructurales más urgentes?
La formalización del empleo y las empresas, porque esto genera un círculo virtuoso. Las personas formales entran al sistema financiero, acceden a la seguridad social y empiezan a pagar impuestos.

—¿Cuáles son los otros desafíos?
El déficit fiscal del próximo año será del 3,5% y debe llegar a 1% en el 2021. ¿De dónde vamos a compensar los 2,5 puntos porcentuales de déficit sin hacer algo más? Si no se hace nada, en dos o tres años vamos a tener la necesidad de un recorte fiscal y eso desacelera la economía, con lo cual se debe apuntar a la formalización en el mediano plazo.

—¿Qué retos se tiene en el corto plazo?
Las elecciones de los gobiernos regionales y locales del 2018 representan un gran desafío para la economía. Según la evidencia de los dos últimos comicios, hay una reducción importante de la inversión pública al año siguiente de las elecciones. El Perú puede tener los proyectos listos, pero en el 2019 llegan nuevas autoridades y muchas de ellas lo hacen sin esa curva de aprendizaje de cómo ejecutar y licitar. El Perú puede tener ahí un palo en la rueda.

—¿El crecimiento esperado del PBI para el período 2019-2021 es insuficiente para aumentar los ingresos fiscales?
El Ministerio de Economía, en su último Marco Macroeconómico Multianual, menciona que los ingresos fiscales subirán dos puntos porcentuales del PBI de aquí al 2021. Y las razones son menores exoneraciones tributarias, menor evasión y elusión fiscal, y más fiscalización por parte de la Sunat. Eso es lo que sueñan todos los países, pero siempre encuentran retos. El crecimiento de la economía por sí solo no aumenta el indicador de ingresos sobre PBI. Entonces, la única forma de ampliar la base es con la formalidad.

—En el mediano plazo, ¿el Perú debería subir su IGV como lo hizo Colombia?
Usualmente no es recomendable. El 70% de la economía es informal y cuando subes impuestos lo que se hace es cobrarles más al mismo 30%. Siempre hay espacio para aumentar el IGV en uno o dos puntos, para converger al 20%, que es el promedio que tienen los países de la OCDE, pero se debe apostar primero por la formalidad.

Lee más noticias de Economía...

Tags Relacionados:

Daniel Velandia

Credicorp Capital

Leer comentarios ()

SubirIr aúltimas noticiasIr a Somos
Ir a portada