El 77% de las empresas consultadas por el estudio de Cabify, entre sus clientes, afirma una mayor preocupación por las medidas sanitarias durante los viajes.  Acaba de lanzar Cabify Envíos e ingresa a delivery con motorizados para e-commerce (Foto: El Comercio)
El 77% de las empresas consultadas por el estudio de Cabify, entre sus clientes, afirma una mayor preocupación por las medidas sanitarias durante los viajes. Acaba de lanzar Cabify Envíos e ingresa a delivery con motorizados para e-commerce (Foto: El Comercio)

Los efectos de la cuarentena también los ha sentido , el del grupo Maxi Mobility. En particular en el segmento corporativo debido a que muchos de sus clientes habituales han implementado el ‘home office’ durante el período de aislamiento social obligatorio. Algo que no parece que vaya a cambiar mucho en los próximos meses, ya que el 63% de sus clientes afirma que implementará de manera más habitual el teletrabajo.

No obstante, hay sectores que de todas formas tienen que retornar a las oficinas para desempeñar sus labores y en las últimas semanas se han ido incorporando a las oficinas con un aforo más reducido. “No hemos logrado retomar la actividad del 100% de ellas. Algunos nos dicen que volverán en 1 a 3 meses, con aforos reducidos”, comenta Jorge Delgado, gerente comercial de Cabify Empresas.

MIRA: Cabify: “El 52% de limeños afirma que usará algún taxi por aplicativo tanto o más que antes de la cuarentena”

El ejecutivo explica que el número de sus clientes - que son 2500 en el sector corporativo- se ha mantenido, pero solo han recuperado actividad, hasta el momento, el 55% de los clientes que tenían en febrero. “Cada día se activan 4, 5 o hasta 10 nuevos, con cautela y esto avanza cuando el gobierno va dando medidas que agilizan la reapertura”, puntualiza.

Por esa razón, Cabify está explorando el ingreso de nuevas categorías de servicio para dinamizar el segmento y pensando en las nuevas necesidades ante el contexto COVID-19. Una de las últimas en ingresar al mercado ha sido Cabify Envíos para tareas corporativas, como reparto o traslado de documentación, mensajería interna, encomiendas, entre otras. Todos los traslados a través de las mismos autos que componen la flota y han pasado por los filtros de seguridad y sanidad.

Hasta el momento, el 55% de clientes corporativos de Cabify han reactivado sus viajes. Aunque mantienen a sus otros clientes, aseguran que han comentado que retornarán a las oficinas dentro de 1 a 3 meses.
Hasta el momento, el 55% de clientes corporativos de Cabify han reactivado sus viajes. Aunque mantienen a sus otros clientes, aseguran que han comentado que retornarán a las oficinas dentro de 1 a 3 meses.

En esa línea, adelanta que también buscarán empezar a atender a empresas de e-commerce, de salud y laboratorios. Asegura que cuentan con un protocolo de entrega sin contacto.

La meta, agrega Delgado, es que la la categoría de Cabify Envíos pueda captar al 30% de sus clientes corporativos actuales hacia fin de año y que la división pueda representar hasta el 20% de los ingresos en el segmento corporativo.

DELIVERY MOTORIZADO

En línea con el servicio de Cabify Envíos a través de su flota de automóviles, Delgado comenta que están pensando ampliar el servicio a envíos motorizados (o ) en las próximas semanas, que pueda brindar servicios no solo a sus clientes corporativos sino a pequeñas, medianas y grandes empresas. Así como a personas de a pie.

“Vemos la opción de atacar al e-commerce atendiendo a empresas que requieren servicios con factura. Estamos desarrollando distitnas acciones para adaptar nuestro servicio y lanzar esos motorizados. Ahora nos encontramos conversando con las cadenas más importantes del país, acortando plazos de entrega”, sostiene.

El servicio de envíos apunta al 30% de los clientes corporativos y a representar el 20% de la facturación del segmento.
El servicio de envíos apunta al 30% de los clientes corporativos y a representar el 20% de la facturación del segmento.

A su vez, menciona que a raíz del boom del e-commerce por la emergencia sanitaria, los plazos usuales de entrega de 2 a 3 días pasaron a 3 semanas o más. En este momento, afirma, están adaptando la solución y preparando los sistemas para las solicitudes que se emitan para este tipo de pedidos.

Ante la consulta de si buscarán aliarse con alguna empresa de motorizados o delivery, Delgado enfatiza que no, que lo harán desde el mismo Cabify, con una flota de motos que funcionará también con socios conductores y pasarán los mismos filtros que su servicio regular.

Por el momento, no tienen el nombre de la nueva categoría de servicio, pero pronto lo anunciarán. Precisa que se encontrará dentro de la propia plataforma del aplicativo. En este negocio, ya compiten otras empresas como Beat, Uber y Chazki.

RUTAS COMPARTIDAS Y CONFIANZA DE EMPRESAS EN LA RECUPERACIÓN

De otro lado, el aplicativo de origen español ha anunciado que acaban de lanzar la alternativa de rutas compartidas para el segmento corporativo- entre colaboradores de una misma empresa- con la cantidad máxima de personas permitidas en una unidad, según el protocolo, a fin de brindar una solución que permita también a las empresas a reducir costos y a una movilidad más eficiente. Hasta el momento, cuenta Delgado, 10 empresas están utilizando esta alternativa y conversan con 100 empresas interesadas adicionales.

Como parte de un reciente estudio realizado por Cabify entre sus clientes del segmento corporativo, que son 2500, Delgado comenta que 7 de cada 10 empresas señala que su situación económica ha empeorado. Y que sus principales temores hoy en día son recesión económica y el impacto financiero ( y de liquidez).

El 52% de las empresas consultadas, además, consideran que de acuerdo a sus estimaciones la economía y su situación empezará a recuperarse dentro de 6 meses.

Como parte de las medidas de bioseguridad durante los viajes, se ha implementado el uso de mamparas para el distanciamiento social.
Como parte de las medidas de bioseguridad durante los viajes, se ha implementado el uso de mamparas para el distanciamiento social.

A nivel de las preocupación por medidas de bioseguridad e intención de utilizar el servicio, Delgado comenta que el 77% de las compañías consultadas asegura preocuparse por las medidas sanitarias (uso de material de protección, mamparas, distanciamiento) que se implementan para cada viaje, lo que es importante para Cabify como proveedores de movilidad.

“Hasta antes del COVID-19 las medidas de desinfección no estaban mapeadas, ahora sí hay un foco especial en este punto para todos”, explica. En la encuesta realizada el año pasado, el punto más importante era la seguridad en el viaje, en relación a no robos y recuperación de objetos.

Asimismo, el temor a la pandemia, más aún cuando no se ve una reducción en la tasa de contagios, motiva a que la mayor parte de los representantes de las empresas formales tome especial cuidado en el transporte de sus trabajadores. Por ello, en el estudio reportan que tratarán de desincentivar el uso de transporte público y taxi tradicional. Así, 4 de cada 10 empresas planea elevar el uso de aplicativos de taxi o transporte privado de la empresa con ese fin.

La compañía, además, comenta que al inicio muchas empresas vieron afectadas sus cadenas de pago en marzo y parte de abril, pero que en el caso de Cabify no tuvieron mayores problemas porque ampliaron los plazos de pago con los clientes.