Según Goldman Sachs, la demanda mundial por crudo para fines de marzo podría caer entre 8 y 9 millones de barriles por día. (Foto: Reuters)
Según Goldman Sachs, la demanda mundial por crudo para fines de marzo podría caer entre 8 y 9 millones de barriles por día. (Foto: Reuters)
Agencia Reuters

Agencia de noticias

Los precios del petróleo se desplomaron el miércoles, con un descenso de los futuros del crudo en Estados Unidos a un mínimo de 18 años, a medida que los gobiernos aceleraban las cuarentenas para contener al que está causando un colapso en la demanda global.

Los futuros del han perdido más de la mitad de su valor en los últimos 10 días, en medio de cierres de escuelas y empresas y las medidas de los gobiernos para limitar la reuniones entre las personas por el COVID-19.

Según Goldman Sachs, la demanda mundial por crudo para fines de marzo podría caer entre 8 y 9 millones de barriles por día (bpd).

Los inversores huyeron de activos de riesgo nuevamente este miércoles. Wall Street se hundió, con el S&P 500 perdiendo en un momento un 7% y generando un alto en las operaciones por 15 minutos, al tiempo que el cobre se desplomó un 6,9%.

Los futuros del West Texas Intermediate (WTI) en perdieron US$6,58 o un 24,4% a US$20,37. El contrato ha perdido 56% en los últimos 10 días, en su peor racha en dicho período desde que fue lanzado en 1983.

Por su parte, el referencial internacional Brent cedió US$3,85 o un 13,4% a US$24,88 el barril, después de haberse desplomado hasta los US$24,52, su menor nivel desde 2003.

El mercado petrolero ya sufría con antelación luego de que Arabia Saudita decidió este mes incrementar dramáticamente la oferta después de que no llegó a un acuerdo con Rusia para recortar la producción.