El aluminio caía el jueves por cuarta sesión seguida. (Foto: AFP)
El aluminio caía el jueves por cuarta sesión seguida. (Foto: AFP)
Agencia Reuters

El aluminio caía el jueves por cuarta sesión seguida, después de que la actividad fabril china mostró un crecimiento mínimo en marzo, sumándose a la preocupación por el desplome de la demanda de metales y un exceso de suministro mientras se propaga el brote de coronavirus.

A las 1050 GMT, el aluminio referencial en la Bolsa de Metales de Londres (LME) cedía un 0,9%, a US$1.487 la onza. El metal, usado en la fabricación de partes para aviones y bebidas enlatadas, se encaminaba a su octava pérdida semanal consecutiva.

Los inventarios persistentemente altos del aluminio en China, el mayor exportador mundial del metal, y las disrupciones por el coronavirus en la industria automotriz, responsable de cerca del 20% de la demanda, han espantado a los mercados, dijo Carsten Menke, analista de Julius Baer.

“El mercado esperaba que China estuviera en una senda de recuperación, pero no ha vuelto tan rápidamente como se esperaba”, afirmó.

La actividad manufacturera declinó en gran parte del mundo en marzo, con fuertes descensos en Alemania y Japón que opacaron la modesta mejoría en China.

En otros metales básicos, el cobre en la LME ganaba un 1%, a US$4.847 la tonelada; el níquel mejoraba un 0,4%, a US$11.300; el zinc cedía un 0,2%, a US$1.867; el plomo perdía un 1,2%, a US$1.699,50; y el estaño subía un 1,4%, a US$14.550.