Conoce el único país donde Twitter supera a Facebook
Conoce el único país donde Twitter supera a Facebook
Redacción EC

(Bloomberg) - Los gigantes de internet estadounidenses Inc., Inc., Google y Microsoft Corp. prometieron enfrentar las expresiones de odio online en menos de 24 horas como parte de un compromiso conjunto con la Unión Europea para combatir el uso de las por terroristas.

Más allá de las leyes nacionales que criminalizan las expresiones de odio, existe la necesidad de asegurar que estas actividades de los usuarios de internet sean “revisadas sin demora por intermediarios online y plataformas de redes sociales, una vez recibida una notificación válida, en un plazo apropiado”, anunciaron las empresas y la Comisión Europea en una declaración conjunta el martes.

El código de conducta se presenta mientras Europa enfrenta los sangrientos ataques en París y Bruselas por parte del Estado Islámico, que ha utilizado la web y las redes sociales para difundir su mensaje de odio en contra de sus enemigos. Las empresas anunciaron que es un “desafío” mantener el balance adecuado entre la libertad de expresión y las manifestaciones de odio en el contenido autogenerado en las plataformas online.

“Seguimos empeñados en permitir que fluyan los Tweets”, dijo Karen White, jefa de políticas públicas para Europa de Twitter, en el comunicado. “Sin embargo, existe una clara diferencia entre la libertad de expresión y la conducta que incita a la violencia y el odio”.

Demanda a las plataformas sociales

Un grupo juvenil franco-judío, UEJF, demandó a Twitter, Facebook y Google en París este mes por la forma en que supervisan las expresiones de odio en la web. Durante casi seis semanas en abril y mayo, miembros de grupos franceses antidiscriminación señalaron expresiones de odio inequívocas que, según ellos, promovían racismo, homofobia o antisemitismo. Más de un 90 por ciento de las publicaciones en Twitter y YouTube siguieron en línea durante un promedio de 15 días tras sus solicitudes de retiro, según el estudio de UEJF, SOS Racisme y SOS Homophobie.

“Con una comunidad global de 1.600 millones de personas, trabajamos duro para equilibrar entre darle a la gente el poder de expresarse y, a la vez, garantizar un clima de respeto”, dijo Monika Bickert, jefa de gestión de políticas globales de Facebook, en el comunicado. “No hay lugar para las expresiones de odio en Facebook”.