Los taxis porteños contraatacan a Uber
Los taxis porteños contraatacan a Uber
Redacción EC

Luján Scarpinelli. "La Nación" de Argentina.“Todo lo que no está prohibido está permitido”. El mandato constitucional pareció servirle a para desembarcar en . Su llegada dio lugar a una disputa por los pasajeros  en las calles porteñas. y conductores parecen irreconciliables.

Según Soledad Lago Rodríguez, gerenta de Comunicaciones de Uber para el Cono Sur, la app “fue descargada hasta el momento por 550.000 usuarios en la Argentina y ya hay unos 37.000 choferes inscriptos para ser socios”. Dispuestas a dar batalla, las empresas tradicionales empezaron el contragolpe. Las flotas negras y amarillas buscan aggiornarse con mejores servicios para seguir siendo la primera opción para viajar en la ciudad.

Taxi Premium lanzó recientemente una promoción con la tarjeta MasterCard. La firma –que agrupa 1.500 vehículos y traslada a unos dos millones de pasajeros al año– tiene una aplicación para smartphones desde hace un par de años, cuenta Martín Glücksmann, CEO de Taxi Premium.

En este caso, la app difiere de la suspendida EasyTaxi ya que tiene el respaldo de una empresa de radiotaxis y, por lo tanto, se enmarca en la ley 3622 del código de tránsito y transporte de la ciudad. “Pedir un taxi por Internet estaba previsto en la ley”, aclara Glücksmann, que celebra las ventajas del geoposicionamiento para la eficiencia del negocio y la celeridad para asistir a los pasajeros.

“La implementación de tecnología no fue consecuencia de Uber, pero es cierto que la gente nos está desafiando a que nos superemos y brindemos un mejor servicio”, asegura el empresario. La aplicación brinda información a los que solicitan el auto sobre el conductor y vehículo, además de un ránking de calificación sobre el manejo y las comodidades. A los conductores les permite administrar sus ingresos online y detectar las zonas de mayor demanda.

Los proveedores de tecnología para taxistas han proliferado en los últimos tiempos. Fleet Manager, un emprendimiento que comenzó hace cinco años, es uno de ellos. Su solución se llama eTaxi y consiste en una plataforma para la gestión de flotas y la administración de reservas individuales y corporativas, que incluso aporta estimaciones sobre el costo del viaje y programas de puntos a los que se trasladan, cuenta Federico Lázzaro, presidente de la firma. Pero además, eTaxi retoma el concepto de economía colaborativa, ya que “las empresas que tienen un exceso de pedidos pueden derivarlos a otras”, amplía Lázzaro.

El contraataque de los taxis también se vale de la inclusión de herramientas de cobro. Los choferes de compañías como Radio Taxi Buen Viaje, Gold Time y Del Plata cuentan con un dispositivo que convierte el celular en un “posnet” y permite hacer operaciones con tarjetas. El servicio lanzado en junio e implementado en la última semana no tiene cargo mensual, sino una comisión por ventas. Los valores se acreditan en 10 días, plazo menor al de las tarjetas y un diferencial para tentar a los taxistas.

En la Universidad Nacional de La Plata, un grupo de profesionales creó una app en el marco de un programa más amplio de aplicaciones para convertir la ciudad en una smart city. “Cuando Uber dio indicios de su instalación en el país, decidimos desarrollar una aplicación que permitiera a los ciudadanos tener esta facilidad, pero administrada y gestionada por el municipio, y con una flota de vehículos habilitados, que les diera seguridad”, explica Leonardo Nomdedeu, líder del proyecto. La iniciativa fue bien vista por el Sindicato de Choferes de Taxis platense. La iniciativa, devenida en proyecto de ordenanza, acumula voluntades entre los representantes de distintos partidos, mientras afina el modelo de uso gratuito que podría monetizar por publicidad o auspicio. 

TAGS RELACIONADOS