Adidas asegura que escándalo en la FIFA no ha dañado su marca
Adidas asegura que escándalo en la FIFA no ha dañado su marca
Redacción EC

Bloomberg. , el segundo mayor fabricante de artículos deportivos del mundo, tuvo una fuerte subida en tras un informe de que un grupo de inversionistas planea hacer una oferta de alrededor de 1.700 millones de euros (US$2.200 millones) para la unidad Reebok de la compañía. Las acciones subieron hasta un 7,2 por ciento a 58,57 euros, el avance intradía más pronunciado desde el 3 de mayo de 2013.

Sigue a Portafolio en  y 

Jynwel Capital, un inversor de capital privado con sede en , y los fondos ligados al gobierno de Abu Dhabi planean hacer una oferta a los directores de Adidas "de forma inminente", dijo el , citando a personas familiarizadas con el asunto. La portavoz de Adidas, Katja Schreiber, no quiso hacer comentarios. Jynwel Capital evalúa constantemente oportunidades de inversión, aunque no hace comentarios sobre especulaciones, dijo una portavoz por correo electrónico.

Reebok ha afectado a Adidas desde que fue adquirida por la empresa con sede en Herzogenaurach, Alemania, por US$3.800 millones en 2006. Después de ayudar a hacer que los ejercicios aeróbicos sean un elemento básico en los gimnasios hace dos décadas, la marca ha pasado por momentos difíciles, disminuyendo su participación en el mercado de ropa deportiva. Reebok está intentando reposicionarse como un líder en equipamiento deportivo después de haber sido sustituida como proveedora de ropa de la Liga Nacional de Fútbol en 2012.

"Si bien el acuerdo podría apaciguar a los inversores de Adidas que buscan algo de liquidez, de manera rápida y fácil, sería algo así como admitir la derrota en la estrategia global y de América del Norte de Adidas", dijo Jon Copestake, analista de The Economist Intelligence Unit, por correo electrónico.

UNA SORPRESA
No está claro qué fondo de Abu Dhabi se uniría a Jynwel en su oferta a Reebok, dijo el periódico. El grupo tiene previsto mantener la estrategia de la marca y proporcionar más financiación para la comercialización y nuevas tiendas, manteniendo los ejecutivos de Reebok, según el informe. El primer contacto de los inversores con la gerencia de Reebok con el fin de hacer una inversión fue a fines del año pasado, dijo el periódico.

"Sería una sorpresa si el equipo directivo que ha apoyado continuamente la adquisición quisiera vender", dijo Julian Easthope, analista de Barclays Plc, en una nota. "Lo que ciertamente demuestran es que las partes tienen valor y que la gestión de Adidas estará bajo presión para extraer valor del grupo".

AÑO DIFÍCIL
La compañía ha tenido un año difícil, con sus acciones cayendo un 38 por ciento en medio de una dura competencia con . y Under Armour Inc., y un mercado en declive para el equipo del . En julio, la compañía descartó su pronóstico de ganancias para el año y abandonó sus objetivos de ventas y beneficios de larga data para 2015.

La empresa alemana el mes pasado tomó medidas para aplacar a los inversores con planes de recompra de hasta 1.500 millones de euros de sus acciones en tres años.