La medida busca dinamizar el sector financiero en la región. (Foto: GEC)
La medida busca dinamizar el sector financiero en la región. (Foto: GEC)
Redacción EC

El (Banco de Desarrollo de América Latina) desembolsó en 2019 US$ 13.8 millones para fomentar y dinamizar los ecosistemas de las entidades microfinancieras en Perú.

El fondo se destinó para mejorar la inclusión financiera de las de Huancayo y Arequipa.

En la región, el abono total fue de US$ 70.7 millones, que atendieron a 23,000 empresarios, de los cuales aproximadamente el 60% fueron mujeres.

Además, casi la mitad de los desembolsos (US$ 32.9 millones) se destinaron a Bolivia, mientras que el resto se distribuyó entre Ecuador (US$ 20 millones), Perú (US$ 13.8 millones) y Panamá (US$ 4 millones).

El caso de Bolivia es especialmente destacable. El ritmo de desembolsos en el país llegó a los US$ 13 millones durante el 2017 y a cerca de US$ 11 millones en 2018, y en 2019 se alcanzó la cifra récord de US$ 32.9 millones

Bolivia recibió 13,324 microcréditos, 9,666 de los cuales (el 73%) fueron para mujeres, y 5,862 (el 42%) fueron otorgados en zonas rurales.

“Estos resultados son una clara muestra de cómo a pesar de convivir con diversas condiciones de mercado que a veces dificultan el financiamiento, estas pueden abrir una oportunidad que genera un círculo virtuoso para toda la cadena: incrementando los desembolsos de CAF para cubrir una mayor porción de la demanda de crédito por parte de las entidades microfinancieras”, dijo François Borit, director del Sector Privado de la Región Sur en CAF.

Para el primer semestre de 2020 se espera concretar nuevas aprobaciones de líneas de crédito en Colombia y Perú por un monto de US$ 32 millones.