HSBC se reestructura y recortará 50.000 puestos de trabajo
Redacción EC

DPA.- El , el mayor banco de Europa, eliminará hasta 25.000 puestos de trabajo en un nuevo esfuerzo por reducir costes y para seguir el camino marcado por la entidad tras la crisis financiera, informó hoy la entidad.

Además de recortar plantilla, reforzando así la política de ahorrar costes, la compañía despedirá a 25.000 empleados a través de la venta de sus negocios en Turquía y también gran parte de su negocio en Brasil.

Sigue a Portafolio también en 

De este modo, el HSBC, que a fines del año pasado tenía 258.000 empleados a tiempo completo, pasará a tener en 2017 unos 208.000 trabajadores, según la presentación hecha pública hoy en Hong Kong.

Los nuevos recortes, con los que el HSBC busca ahorrar miles de millones de dólares, afectan a casi uno de cada cinco puestos de trabajo. En el marco de la restructuración, el banco, cuyas oficinas centrales se encuentran en Londres, también decidirá, antes de finales de año, sobre su eventual traslado a Asia, tal como ya había anunciado reiteradas veces.

Con la restructuración del banco, el presidente ejecutivo del HSBC, Stuart Gulliver, también pretende liberarse de las sombras del pasado: durante los últimos años, el HSBC ha estado implicado .

Por ejemplo, el HBSC tuvo que pagar a finales de 2012 una multa de 1.900 millones de dólares por no haber controlado lo suficientemente el lavado de dinero de terroristas y narcotraficantes. También tuvo que pagar elevadas multas por la venta de permutas de incumplimiento crediticio a clientes desprevenidos, por la manipulación de tipos de cambio y por las prácticas tributarias de la filial suiza del HSBC.

El banco ya había reducido en los últimos años significativamente el personal. A fines de 2007 trabajaban para la entidad crediticia, una de las más grandes del mundo, más de 300.000 personas.

EXPANSIÓN EN ASIA

Con su dura política de recortes, el HSBC pretende convertirse en un banco más pequeño y más rentable. "Hemos comprendido que el mundo ha cambiado y que tenemos que cambiarnos con él", afirmó Gulliver. El presidente ejecutivo se propone reducir los costes en entre 4.500 y 5.000 millones de dólares de aquí a 2017. En los últimos años, el banco ya había rebajado los costes en casi 6.000 millones de dólares.

En cambio, el HSBC pretende ampliar notablemente su presencia en Asia. "El mundo está cada vez más interconectado, y se prevé que Asia registre un fuerte crecimiento", explicó Gulliver. En su opinión, es posible que el continente asiático se convierta durante la próxima década en el centro del comercio global. Asia ya es hoy la principal región de operaciones del banco, que abrió en 1865 sus primeras filiales en Hong Kong.

Fuente: DPA

TAGS RELACIONADOS