Hyundai Santa Fe representa el 6% de las ventas de vehículos para pasajeros de la marca y el 16% de la venta de SUV; mientras que en el mercado es la de mayor participación y la más vendida dentro de su segmento con un 14%.
Hyundai Santa Fe representa el 6% de las ventas de vehículos para pasajeros de la marca y el 16% de la venta de SUV; mientras que en el mercado es la de mayor participación y la más vendida dentro de su segmento con un 14%.
Leslie Salas Oblitas

La coreana comenzará la comercialización de la cuarta generación de su modelo entre fines de mes y agosto próximo.

La renovada SUV llegará al mercado peruano en siete versiones, las cuales partirán desde los US$32.190 (la versión más básica) hasta los US$44.990 en la versión Limited, detalló Sebastián Beckdorf, gerente de márketing de Gildemeister, representante autorizado de la marca, durante el lanzamiento regional en San Pedro de Atacama en Chile.

Respecto a la versión anterior la nueva Santa Fe es un 15% más costosa, “pese al incremento, el precio sigue siendo atractivo y competitivo considerando la tecnología, confort y seguridad que trae, por lo que esperamos seguir liderando el segmento por encima de los modelos X-Trail y Tiguan de Nissan y Volkswagen, respectivamente”, comentó el ejecutivo.

Hyundai Santa Fe representa el 6% de las ventas de vehículos para pasajeros de la marca y el 16% de la venta de SUV; mientras que en el mercado es la de mayor participación y la más vendida dentro de su segmento con un 14%.

PROYECCIONES
Con este lanzamiento la compañía espera dinamizar las ventas de este modelo, las cuales se habían desacelerado debido a su antigüedad y a la mayor competencia.

“Hoy se colocan 90 unidades del SUV Santa Fe al mes y la proyección es que con la nueva versión se vendan 100 unidades mensuales, lo que daría un total de 1.200 unidades vendidas en el primer año de lanzamiento”, estimó Beckdorf.

“Esperamos que este modelo de mucha fuerza a todo el segmento de SUV no solo en Perú, sino en la región”, aseguró.

La nueva Santa Fe es mucho más larga y ancha y, por ende, mucho más espaciosa en su interior que su predecesor. El ejecutivo precisó que, dependiendo de la versión, esta cuenta con panel digital, sensores de seguridad respecto a la proximidad de otro vehículo, asientos delanteros eléctricos con 10 posiciones diferentes, entre otros atributos.

Cabe destacar, que este es uno de los seis lanzamientos de la marca coreana en el año. Sebastián Beckdorf adelantó que se vienen novedades en los modelos i20 Active, Creta, Tucson (para agosto) y en el minibús H1, entre otros.