Mes del orgullo LGBTI. Según un estudio entre empleados LGBTI publicado por el Harvard Business, un empleado en el closet tiene menos oportunidades de ser promovido que uno afuera.
Mes del orgullo LGBTI. Según un estudio entre empleados LGBTI publicado por el Harvard Business, un empleado en el closet tiene menos oportunidades de ser promovido que uno afuera.

La Primera Encuesta Virtual para Personas – 2017 realizada por el INEI, revela que un 62.7% de la comunidad peruana LGBTI manifestó haber sufrido algún tipo de violencia y discriminación, y un 40% señaló temer expresar su identidad de género debido al rechazo de la sociedad.

Si a esta realidad le sumamos que –según estimados-- el 10% de la población se identifica como gay o lesbiana, calculemos ¿cuántas personas, conocidos, amigos, pero por encima de todo seres humanos, sufren por no ser aceptados?

Extrapolemos esto al ámbito de las organizaciones. Según un estudio entre empleados LGBTI publicado por el Harvard Business, un empleado en el closet tiene menos oportunidades de ser promovido que uno afuera, y eso ocurre por el nivel de ansiedad y estrés que significa ocultar quién es, así como por el miedo constante que tiene ante la posibilidad de ser discriminado y perder su trabajo.

Preguntémonos entonces, ¿cuántos de nuestros colaboradores o compañeros de trabajo pueden sentirse así hoy en sus ambientes laborales? Esto no solo condiciona su felicidad personal sino su desarrollo profesional, y como consecuencia de ello la oportunidad de acceder a mejores oportunidades laborales, a crecer.

Esta lamentable situación requiere de una profunda reflexión. Debemos entender que hablamos del respeto a los derechos fundamentales de todos los seres humanos. Dada la importancia de este tema, las organizaciones deben involucrarse plenamente en crear ambientes de trabajo donde la educación de sus colaboradores genere espacios seguros e inclusivos, donde el respeto hacia la identidad de cada individuo sea pleno.

La buena noticia es que en nuestro país ya existen empresas que promovemos estas buenas prácticas, con un claro enfoque hacia la generación de ambientes laborales inclusivos y diversos en todas las áreas y niveles organizacionales, sean estas ejecutivas u operativas.

La Red Pride Connection Perú, fundada el año 2017 y conformada por empresas líderes del mercado, entre las que se encuentra Sodexo, tiene como finalidad promover el respeto a la persona y la igualdad de oportunidades en las organizaciones.

Fomentar el respeto a la diversidad (lo sabemos bien quiénes participamos activamente de iniciativas como Pride Connection) no solo es positivo desde el punto de vista social, sino que además tiene un impacto directo sobre la productividad.

Los colaboradores LGBTI, al encontrarse en ambientes laborales de respeto, desarrollan de mejor manera su trabajo, potenciando su creatividad y generando valor agregado a la organización a la que pertenecen.

Los estudios también demuestran que contar con políticas de apoyo LGBTI mejora el clima del lugar de trabajo, y esto está relacionado a un mayor compromiso, mejores relaciones laborales y colaboradores más productivos, impulsando el desempeño individual y organizacional.

La ONU ya reconoció el impacto de la iniciativa Pride Connection Perú, con la entrega de los “Principios de Conductas para las Empresas”, con el propósito de contribuir con un proceso de cambio que, a estas alturas, no solo es justo, sino también necesario e indispensable en toda empresa que mire al futuro con una mirada integral.