Siga estas recomendaciones antes de dar sus primeros pasos en el mundo del mercado bursátil. (Foto: Difusión)
Siga estas recomendaciones antes de dar sus primeros pasos en el mundo del mercado bursátil. (Foto: Difusión)
Redacción EC

Pese a que la pandemia del coronavirus ha afectado directamente las a nivel mundial, la disminución en el valor de muchas acciones podría resultar una buena oportunidad para aquellos inversionistas que están dispuestos a generar una ganancia en el largo plazo.

Además, la llegada del al país demostró la importancia de contar con ahorros para poder enfrentar los momentos de crisis.

MIRA: Aprenda a invertir en la Bolsa de Valores de Lima en cuatro sencillos pasos

“Cuando se vive una época de alta volatilidad e incertidumbre como esta, cuando son más las noticias negativas (como el existir de una recesión o un posible rebrote), en la Bolsa de Valores se da un escenario de alta oferta -personas dispuestas a vender sus acciones- y poca demanda -personas dispuestas a comprar y/o pagar un alto precio por dichas acciones-", afirma Mario Vergara Silva, profesor del área de Finanzas de ESAN.

"Esto genera un sube y baja de precios que podría beneficiar a aquellos inversores que tienen la capacidad de comprar a un precio bajo y esperar un largo periodo de tiempo a que estas acciones alcancen sus niveles pre-pandemia”, añadió.

En ese sentido, si es que está en sus planes invertir en la Bolsa de Valores de Lima (), tome en cuenta las siguientes recomendaciones elaboradas por la institución educativa:

  • Valores que se ofertan en la Bolsa. En la BVL hay valores de renta variable (acciones), que tienen cambios de precio en función de factores tales como la coyuntura internacional y nacional, el desempeño y resultados de las empresas, la política de dividendos, expectativas de inversionistas, etc.; y valores representativos de deuda (bonos), que son aquellos cuya rentabilidad se mide básicamente en términos de una tasa de interés fija.
  • Pasos a seguir para comprar acciones. Lo primero que se debe hacer es seleccionar una Sociedad Agente de Bolsa (SAB). Estas son las únicas entidades autorizadas en el Perú para ejercer como intermediarios de las operaciones en Bolsa. Lo segundo es decidir qué valores comprar, lo cual se podrá realizar con la asesoría especializada del equipo de la SAB, expertos en inversiones. Lo tercero es autorizar a la SAB, a través de una orden de compra, la compra de los valores. Una vez realizados estos pasos, la SAB ejecutará la operación y comunicará a CAVALI las operaciones realizadas durante el día en la rueda de Bolsa para que puedan ser registradas. Tres días después de realizada esta operación, CAVALI registrará la compra de acciones en su cuenta (código RUT) y en la cuenta matriz de la SAB. En dicho momento, la SAB podrá entregar la póliza de compra de valores (el comprobante) al cliente, donde se indicará la cantidad y el precio de los valores adquiridos, así como las comisiones pagadas por este.
  • Mínimo recomendado para invertir. Lo más recomendable -sobre todo para inversores primerizos- es que el inversionista utilice únicamente el excedente de sus ahorros. Muchos expertos sugieren tener en cuenta las comisiones y variables que cobran los agentes a la hora de llevar a cabo las transacciones financieras: comisión a la BVL, comisión a CAVALI, comisión a la Superintendencia del Mercado de Valores (SMV) y aportes al fondo de garantía y al fondo de liquidez. Sin embargo, el monto que podría sugerirse para invertir como mínimo -aunque no es obligatorio- es entre S/ 7,500 u S/ 8,000, ya que las comisiones son normalmente entre S/ 35 y S/ 100. Asimismo, también se debe tomar en cuenta el porcentaje que cobra la SAB sobre la cantidad invertida, la cual puede variar entre 0.7% y 1.5% del total, dependiendo del monto.
  • Retorno de inversión. No existe un periodo definido para obtener una ganancia de la inversión en bolsa. Si bien las acciones pueden ser un muy buen generador de retornos importantes de muy corto plazo -permitiendo ganar en un día o una semana lo que llevaría un año de tasa-, también son fuente de pérdidas importantes. Sin embargo, en la medida que elegimos acciones de empresas sólidas, con buenas perspectivas en el largo plazo, tenemos ciertas chances de que esa empresa valga más si el negocio sigue creciendo. Y, en ese caso, es esperable que el valor de sus acciones en la bolsa aumente.
  • Factores determinantes en el alza o la baja de los precios de las acciones. Hay dos factores: los que están bajo el control de las empresas que cotizan en Bolsa y los que no lo están. Entre estos últimos están, por ejemplo, los desastres naturales, así como ciertos aspectos políticos. En cuanto a los factores que están bajo el control de las empresas, están los referidos al manejo efectivo y eficiente de su administración por el gobierno corporativo, así como sus resultados económicos y financieros del ejercicio en curso. Frente a este último punto, pueden darse dos casos: con utilidad o pérdida. De obtener utilidad, la empresa la puede distribuir como dividendo (en su totalidad o en parte) o también puede decidir capitalizarla, es decir, aumentar el patrimonio y, por lo tanto, se aumenta el valor teórico de la acción. En el caso del reparto de dividendos, si bien la empresa distribuye capital de trabajo, se mantiene el valor de la acción.

Las acciones dependen de la ley de la oferta y demanda. Es decir, si hay menos compradores (menor demanda) los precios caen para atraer inversores (mayor oferta). De otro lado, si los compradores aumentan (mayor demanda) los precios suben (menor oferta).

“En el periodo abril a agosto de este año, las inversiones han representado solo el 57 % de las realizadas en el mismo periodo del 2019. Asimismo, aún sigue presente el pesimismo de los inversionistas por los posibles rebrotes del COVID-19 a nivel mundial. Por tanto, todavía es un buen momento para invertir en Bolsa. Es casi seguro que los precios de la mayoría de las acciones se elevarán de aquí a los próximos dos años”, puntualiza Vergara.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más