El ruido político por las elecciones presidenciales del 2021 tendrá repercusión en la BVL. (Foto: GEC)
El ruido político por las elecciones presidenciales del 2021 tendrá repercusión en la BVL. (Foto: GEC)
Christian Lengua

Dentro de todo lo malo, se estima que el mercado de valores limeño viene librando la crisis generada por la . De hecho para el próximo año se prevé un aumento de la rentabilidad de un 16%, según estimaciones de Credicorp Capital.

¿Y cómo cerraremos este año? Jorge Ramos, presidente de la Asociación de Sociedades de Agentes de Bolsa (ASAB Perú), señaló que para ser un año difícil, la ha cumplido la función de ser una alternativa más de inversión y de financiamiento.

“Hemos tenido un incremento del número de inversionistas en la Bolsa de Valores de Lima. Por la pandemia, muchos la han visto como una alternativa de inversión para generar ingresos, y eso ha traído muchos inversionistas no solo locales, sino internacionales”, indicó Ramos.

MIRA: SBS: Bancos deberán ofrecer tarjetas de crédito que no cobre membresía desde este sábado 29 de agosto

En esa línea, el titular de ASAB Perú refirió que la BVL es la que se viene recuperando más rápido en la región, muy por encima de Chile y Colombia, e incluso más que México y Brasil. Las perspectivas para el Perú son buenas a nivel macroeconómico, siempre que se genere poco ruido político, mencionó.

Al ser la bolsa limeña casi un 40% minera, se ha beneficiado con el precio de los metales que en este momento se encuentran en sus niveles más altos. “El precio del oro está más arriba que antes de la pandemia y eso es bueno y da un soporte a la BVL”, apuntó el directivo.

Cabe recordar que el oro tiene un valor de alrededor de US$1.800 la onza, mientras el cobre bordea los US$2,40 por libra. En ese sentido, el economista Jorge Guillén, profesor asociado de ESAN, aseguró que la plaza bursátil peruana es bastante sesgada a los commodities como el oro y cobre.

“Probablemente el otro año estos metales aumenten su valor guiados por la recuperación de todas las fases productivas”, estimó el docente.

MATIZ POLÍTICO

Teniendo en cuenta que se viene un año electoral, para Jorge Guillén hay un factor político que influye en el mercado bursátil. Como ejemplo están las últimas elecciones presidenciales cuando PPK y Keiko Fujimori entraron a segunda vuelta. Al haber candidatos de centroderecha, la BVL se incrementó y el tipo de cambio bajó.

Según el economista, lo más probable es que el próximo año se dé un tipo de cambio con tendencia al alza, y una Bolsa de Valores que puede caer, porque los capitales golondrinos se van. Todo depende quiénes sean los candidatos finalistas en abril.

“Si son [candidatos] radicales va a ser complicado, si son más moderados quizá no tengamos tanta volatilidad”, puntualizó.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

NOTICIAS RELACIONADAS

VIDEO DEL DÍA

Pilar Mazzetti sobre vuelos internacionales