Colquirrumi invirtió US$25 mlls. en remediación ambiental
Colquirrumi invirtió US$25 mlls. en remediación ambiental

"Siempre se presentó a la como enemiga de la agricultura. Sin embargo, minera Colquirrumi, subsidiaria de Buenaventura, demostró que ello es un error", dijo el Ing. Félix Lewandowski, gerente general del Centro de Investigaciones y Estudios Minero Ambientales (CIEMA), en el marco del Jueves Minero, organizado por el Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP).

Lewandowski indicó que dicha minera, como parte de su labor de responsabilidad, logró la remediación de 444 en la provincia de Hualgayoc, logrando recuperar más de 33 hectáreas de tierras aptas para la agricultura y ganadería, con una inversión de US$ 25 millones. 

“En Cajamarca se han inventariado 1,075 pasivos, de los cuales más del 90% (975) se encuentran ubicados en Hualgayoc. De estos, la compañía Colquirrumi asumió 444 pasivos, distribuidos en las áreas de ‘El Sinchao’ y ‘Hualgayoc’”, precisó.

Dichos pasivos fueron asumidos mediante un Estudio de Cierre de Mina de todo el conjunto, ejecutándose todas las obras de cierre en las últimas dos décadas, contó el especialista. Iniciaron en 1996, cuando aún no se promulgaba la Ley de Cierre de Minas.

“Del 2005 al 2007 la empresa minera se encargó de cerrar todos los pasivos ambientales de El Sinchao y del 2008 al 2015 se cerró todos los pasivos Hualgayoc. En ambos periodos se realizaron trabajos subterráneos (rehabilitación, construcción de tapones de concreto hermético, relleno de bocaminas) y superficiales (estabilidad física, geoquímica, hidrológica)”, indicó.

Colquirrumi fue operación minera subterránea de mediana minería, que explotó minerales polimetálicos en las cinco últimas décadas del siglo pasado. En esta zona del país también se dio una fuerte actividad de pequeña minería desde la época de la colonia, sobre todo en la parte alta de Colquirrumi.

Lewandoski remarcó que la mayoría de los terrenos remediados  son de posesionarios, y los pasivos ambientales remediados no fueron ocasionados precisamente por la compañía. “Por ello los pobladores de la zona están muy agradecidos”, comentó.

Sin embargo, indicó que el objetivo ahora es vencer la dependencia de los pobladores hacia la minera. "Lo que si hemos logrado es mejorar los pastizales. Ellos tenían 2 kilos de pastura por m2 y ahora tienen 5 a 6 kilos por m2".

Finalmente, el especialista indicó que en todo este proceso se crearon más de 5,400 puestos de trabajo generados, desde el 2005 hasta la fecha.

DATO
El Balance de Cierre de Minas 2005-2015 será unos temas a tratar en el marco del II Congreso Internacional de Gestión Minera, organizado por el Instituto de Ingenieros de Minas del Perú, que se realizará en la Universidad de Lima, entre el 14 y 16 de noviembre.  

TAGS RELACIONADOS